Lunes, Febrero 6, 2023

Aguas Andinas tras las lluvias: embalse El Yeso tuvo alza marginal

PULSO – Pese a las lluvias registradas los últimos días en la zona central del país, la gerenta general de Aguas Andinas, Marta Colet, hizo un llamado a continuar con el uso responsable del agua en medio de la severa escasez hídrica que vive la zona centro y sur del país.

Precisó que, si bien, las precipitaciones acumuladas podrían traer una falsa sensación de alivio, en las últimas horas solo cayeron 25 milímetros de lluvia y 19 cm de nieve en el Embalse El Yeso, lo que sólo significó un incremento de 0,2 hm3 en su volumen (de 147,41 hm3 a 147,6 hm3).

En 2021, en la Región Metropolitana, cayeron 114 milímetros, mientras que en 2020 y 2019, la cifra fue de 188 mm y 82 mm*, respectivamente.

Situación crítica

Por ello Colet llamó a tener presentes los prolongados efectos del cambio climático y enfatizó en la importancia de recordar que, de acuerdo con diversos estudios en la materia, estos se mantendrán en el tiempo.

En este sentido, explicó que la situación continúa siendo crítica en materia hídrica, especialmente en la zona central donde los principales ríos que abastecen a la ciudad también han registrado mínimos históricos en marzo de este año, hasta 0,92 m3/s en el caso del Mapocho y 33 m3/s en el Maipo, los que llevaron a implementar un trabajo anticipado que se vio reflejado en el plan de restricciones programadas anunciado hace unas semanas.

Balance en la Quinta Región

En el caso de la Quinta Región el gerente regional de Esval, Alejandro Salas, advirtió que el agua caída no cambió sustancialmente la situación de los embalses, reiterando el llamado a ser prudentes ante la grave sequía que se arrastra por más de 13 años consecutivos.

“Las precipitaciones siempre son una buena noticia y este primer evento del año permitió paliar, en parte, el déficit de agua caída en ciudades como Valparaíso y San Antonio. Sin embargo, la condición de los principales embalses sigue siendo delicada, ya que la sequía es estructural y necesitamos muchas más lluvias para poder recuperarnos. Además, nuestra principal reserva de agua dulce, que es la Cordillera de Los Andes, continúa con una baja acumulación de nieve a la fecha”, dijo.

Con el paso del sistema frontal, la estación de Portillo registró 19 mm de nieve acumulada, no obstante, el déficit alcanza un 95,8%, respecto al promedio anual histórico. Y si bien en Valparaíso se superaron los 20 mm de agua caída a la fecha -alcanzando un superávit del 27,8%-, Salas recordó que “todavía estamos lejos de revertir los efectos que supone más de una década de sequía y por lo tanto, reiteramos el llamado a un uso racional del recurso hídrico, porque cada gota cuenta”.

Los Aromos y Peñuelas

Tras las lluvias, el embalse Los Aromos bordea un 27% de acumulación, mientras que el lago Peñuelas sigue prácticamente seco, sin superar siquiera el 0,05% de su volumen total. “Esto refleja que, pese a las últimas precipitaciones, no podemos hablar de un aumento significativo en la cantidad de agua embalsada. Por ello, continuamos trabajando para robustecer nuestras reservas, habilitar nuevas fuentes y aumentar la eficiencia hídrica, desplegando todos los esfuerzos para que las más de 655 mil familias que reciben nuestro servicio, sigan teniendo agua potable en sus hogares”, agregó el ejecutivo.

Según los últimos registros de la Dirección Meteorológica de Chile y el Centro Meteorológico y Marítimo de Valparaíso, el agua caída hasta las 7.30 horas de este miércoles en las principales ciudades de la región fue la siguiente: Valparaíso (18,5 mm), San Antonio (24,1 mm), Viña del Mar (15,4 mm), Quillota (38,6 mm) y Los Andes (15,6 mm).

Fuente: Pulso, Miércoles 27 de Abril de 2022

PULSO – Pese a las lluvias registradas los últimos días en la zona central del país, la gerenta general de Aguas Andinas, Marta Colet, hizo un llamado a continuar con el uso responsable del agua en medio de la severa escasez hídrica que vive la zona centro y sur del país.

Precisó que, si bien, las precipitaciones acumuladas podrían traer una falsa sensación de alivio, en las últimas horas solo cayeron 25 milímetros de lluvia y 19 cm de nieve en el Embalse El Yeso, lo que sólo significó un incremento de 0,2 hm3 en su volumen (de 147,41 hm3 a 147,6 hm3).

En 2021, en la Región Metropolitana, cayeron 114 milímetros, mientras que en 2020 y 2019, la cifra fue de 188 mm y 82 mm*, respectivamente.

Situación crítica

Por ello Colet llamó a tener presentes los prolongados efectos del cambio climático y enfatizó en la importancia de recordar que, de acuerdo con diversos estudios en la materia, estos se mantendrán en el tiempo.

En este sentido, explicó que la situación continúa siendo crítica en materia hídrica, especialmente en la zona central donde los principales ríos que abastecen a la ciudad también han registrado mínimos históricos en marzo de este año, hasta 0,92 m3/s en el caso del Mapocho y 33 m3/s en el Maipo, los que llevaron a implementar un trabajo anticipado que se vio reflejado en el plan de restricciones programadas anunciado hace unas semanas.

Balance en la Quinta Región

En el caso de la Quinta Región el gerente regional de Esval, Alejandro Salas, advirtió que el agua caída no cambió sustancialmente la situación de los embalses, reiterando el llamado a ser prudentes ante la grave sequía que se arrastra por más de 13 años consecutivos.

“Las precipitaciones siempre son una buena noticia y este primer evento del año permitió paliar, en parte, el déficit de agua caída en ciudades como Valparaíso y San Antonio. Sin embargo, la condición de los principales embalses sigue siendo delicada, ya que la sequía es estructural y necesitamos muchas más lluvias para poder recuperarnos. Además, nuestra principal reserva de agua dulce, que es la Cordillera de Los Andes, continúa con una baja acumulación de nieve a la fecha”, dijo.

Con el paso del sistema frontal, la estación de Portillo registró 19 mm de nieve acumulada, no obstante, el déficit alcanza un 95,8%, respecto al promedio anual histórico. Y si bien en Valparaíso se superaron los 20 mm de agua caída a la fecha -alcanzando un superávit del 27,8%-, Salas recordó que “todavía estamos lejos de revertir los efectos que supone más de una década de sequía y por lo tanto, reiteramos el llamado a un uso racional del recurso hídrico, porque cada gota cuenta”.

Los Aromos y Peñuelas

Tras las lluvias, el embalse Los Aromos bordea un 27% de acumulación, mientras que el lago Peñuelas sigue prácticamente seco, sin superar siquiera el 0,05% de su volumen total. “Esto refleja que, pese a las últimas precipitaciones, no podemos hablar de un aumento significativo en la cantidad de agua embalsada. Por ello, continuamos trabajando para robustecer nuestras reservas, habilitar nuevas fuentes y aumentar la eficiencia hídrica, desplegando todos los esfuerzos para que las más de 655 mil familias que reciben nuestro servicio, sigan teniendo agua potable en sus hogares”, agregó el ejecutivo.

Según los últimos registros de la Dirección Meteorológica de Chile y el Centro Meteorológico y Marítimo de Valparaíso, el agua caída hasta las 7.30 horas de este miércoles en las principales ciudades de la región fue la siguiente: Valparaíso (18,5 mm), San Antonio (24,1 mm), Viña del Mar (15,4 mm), Quillota (38,6 mm) y Los Andes (15,6 mm).

Fuente: Pulso, Miércoles 27 de Abril de 2022

TITULARES