Lunes, Mayo 27, 2024

Con posibles ubicaciones de estaciones, ya toman forma la Línea 9 y la extensión de la 4

EL MERCURIO – Han sido días clave para Metro, ya que la empresa está avanzando en las etapas para concretar sus proyectos de expansión. Así, la semana pasada publicó los detalles para la licitación de las asesorías de la ingeniería y la construcción de las líneas 8, 9 y la extensión de la 4.
Estas son parte de las iniciativas que, junto con la línea 7 y las extensiones de la 2 y 3, harán que el transporte subterráneo tenga 215 kilómetros hacia 2027.
En el caso de la 9, conectará a La Pintana —que se integra por primera vez a la red— con Santiago centro. Pasará también por San Miguel, San Joaquín, La Granja y San Ramón, con 17 kilómetros y 13 estaciones, ubicadas principalmente en el eje de la avenida Santa Rosa.
Los detalles
De acuerdo con las bases de la licitación, habría cuatro puntos de combinación: en Santa Lucía, donde se inicia el trazado, se conectaría con la línea 1; en la estación Matta habría conexión con la 3; en la estación Biobío, con la 6; y con la línea 4A en Santa Rosa, lugar donde pasaría por debajo de la autopista Vespucio Sur (ver infografía).
Además, habría paradas de hasta 40 metros de profundidad, similar a la línea 7, que tendrá la estación más profunda de la red: 45 metros en Américo Vespucio. Mientras, la distancia promedio entre las paradas vecinas debería ser de 1.138 metros.
Por otra parte, la extensión de la línea 4 hasta Bajos de Mena, en Puente Alto, se compondrá de tres estaciones en una extensión de 4,4 kilómetros, que beneficiará a cerca de 568 mil personas.
Sus paradas se ubicarían de la siguiente forma: la primera a 400 metros de la estación Plaza de Puente Alto, en Av. Concha y Toro con Av. Sargento Menadier; continuaría por esa vía, cruzando el Acceso Sur, hasta Av. Juanita, donde se emplazaría la segunda estación, y finalizaría en la calle Nueve de Agosto.
Definiciones
Según Metro, aún están en análisis las ubicaciones, pues “lo que se tiene hoy es un diseño conceptual que será materia de revisión en la etapa de ingeniería básica”.
Lo anterior lo observan con interés en San Joaquín, comuna donde se construirán tres estaciones de la línea 9. El alcalde Sergio Echeverría plantea que, “como Metro está haciendo los estudios preliminares, nosotros entregamos nuestra propuesta para que sean cuatro las estaciones; así, se añadiría otra más en Av. Santa Rosa con Av. Salvador Allende”.
El jefe comunal también destaca que el proyecto se desarrolle por Santa Rosa, eje vial que se sumará a otros como Vicuña Mackenna como arterias del metro: “Es una avenida muy importante para nuestra comuna y otras como San Miguel, motivo que hace que además sea vital que existan más estaciones que fortalezcan el desarrollo que existe en esa calle”.
Para el urbanista Óscar Figueroa, del Instituto de Estudios Urbanos y Territoriales de la UC, es relevante que se haya decidido ubicar una parada cerca de La Legua, porque “es una oportunidad para que se genere un proceso positivo, como sucedió en Medellín (Colombia), donde se construyó un teleférico en una zona de riesgo que permitió que se generara acceso y desarrollo importantes para la ciudad”.

“Las estaciones son un polo de desarrollo urbano muy positivo para las comunas por donde pasan las líneas, por lo que es importante su ubicación”.
Sergio Echeverría
Alcalde de San Joaquín


Fuente: El Mercurio, Martes 23 de Julio de 2019

EL MERCURIO – Han sido días clave para Metro, ya que la empresa está avanzando en las etapas para concretar sus proyectos de expansión. Así, la semana pasada publicó los detalles para la licitación de las asesorías de la ingeniería y la construcción de las líneas 8, 9 y la extensión de la 4.
Estas son parte de las iniciativas que, junto con la línea 7 y las extensiones de la 2 y 3, harán que el transporte subterráneo tenga 215 kilómetros hacia 2027.
En el caso de la 9, conectará a La Pintana —que se integra por primera vez a la red— con Santiago centro. Pasará también por San Miguel, San Joaquín, La Granja y San Ramón, con 17 kilómetros y 13 estaciones, ubicadas principalmente en el eje de la avenida Santa Rosa.
Los detalles
De acuerdo con las bases de la licitación, habría cuatro puntos de combinación: en Santa Lucía, donde se inicia el trazado, se conectaría con la línea 1; en la estación Matta habría conexión con la 3; en la estación Biobío, con la 6; y con la línea 4A en Santa Rosa, lugar donde pasaría por debajo de la autopista Vespucio Sur (ver infografía).
Además, habría paradas de hasta 40 metros de profundidad, similar a la línea 7, que tendrá la estación más profunda de la red: 45 metros en Américo Vespucio. Mientras, la distancia promedio entre las paradas vecinas debería ser de 1.138 metros.
Por otra parte, la extensión de la línea 4 hasta Bajos de Mena, en Puente Alto, se compondrá de tres estaciones en una extensión de 4,4 kilómetros, que beneficiará a cerca de 568 mil personas.
Sus paradas se ubicarían de la siguiente forma: la primera a 400 metros de la estación Plaza de Puente Alto, en Av. Concha y Toro con Av. Sargento Menadier; continuaría por esa vía, cruzando el Acceso Sur, hasta Av. Juanita, donde se emplazaría la segunda estación, y finalizaría en la calle Nueve de Agosto.
Definiciones
Según Metro, aún están en análisis las ubicaciones, pues “lo que se tiene hoy es un diseño conceptual que será materia de revisión en la etapa de ingeniería básica”.
Lo anterior lo observan con interés en San Joaquín, comuna donde se construirán tres estaciones de la línea 9. El alcalde Sergio Echeverría plantea que, “como Metro está haciendo los estudios preliminares, nosotros entregamos nuestra propuesta para que sean cuatro las estaciones; así, se añadiría otra más en Av. Santa Rosa con Av. Salvador Allende”.
El jefe comunal también destaca que el proyecto se desarrolle por Santa Rosa, eje vial que se sumará a otros como Vicuña Mackenna como arterias del metro: “Es una avenida muy importante para nuestra comuna y otras como San Miguel, motivo que hace que además sea vital que existan más estaciones que fortalezcan el desarrollo que existe en esa calle”.
Para el urbanista Óscar Figueroa, del Instituto de Estudios Urbanos y Territoriales de la UC, es relevante que se haya decidido ubicar una parada cerca de La Legua, porque “es una oportunidad para que se genere un proceso positivo, como sucedió en Medellín (Colombia), donde se construyó un teleférico en una zona de riesgo que permitió que se generara acceso y desarrollo importantes para la ciudad”.

“Las estaciones son un polo de desarrollo urbano muy positivo para las comunas por donde pasan las líneas, por lo que es importante su ubicación”.
Sergio Echeverría
Alcalde de San Joaquín


Fuente: El Mercurio, Martes 23 de Julio de 2019

TITULARES