Martes, Septiembre 21, 2021

Piden al MOP destrabar embalses Zapallar y Chillán

LA DISCUSIÓN – En el caso del Zapallar, que va más avanzado y que se proyecta en el río Diguillín, Francisco Saldías afirmó que no se ha cumplido el compromiso del ministro Alfredo Moreno.

Una reunión con el subsecretario de Obras Públicas, Cristóbal Leturia, sostuvieron los representantes de las juntas de vigilancia del río Diguillín, Juan Carlos Villagra y Francisco Saldías, y del río Chillán, Julio Fuentealba, acompañados por el diputado Frank Sauerbaum, quien gestionó la cita, en la que le pidieron destrabar los proyectos embalse Zapallar y Chillán.

En la cita, Fuentealba planteó que “se espera con muchas fe, ilusión y esperanza, que el Presidente Piñera anuncie en su próxima visita a la región, con motivo del natalicio del padre de la Patria, la adjudicación e inicio del estudio de factibilidad del embalse del Río Chillán”, proyecto que se pretende emplazar en la zona alta del río Chillán, en el sector Pellines, comuna de Pinto.

Ello, debido a que aún no se adjudica oficialmente el contrato para la ejecución del estudio de factibilidad del embalse.

Embalse Zapallar

En el caso del Zapallar, que va más avanzado y que se proyecta en el río Diguillín, Francisco Saldías afirmó que no se ha cumplido el compromiso del ministro Alfredo Moreno, en marzo pasado, de convocar una mesa de trabajo público-privada que permitiera abordar los aspectos críticos de la iniciativa, como las observaciones que ha tenido el estudio de impacto ambiental en el SEA.

Como se recordará, la DOH ingresó por segunda vez el EIA en septiembre de 2020.

El dirigente detalló que una de las consultas apunta a la alimentación del embalse, considerando la situación deficitaria del Lago Laja, donde recordó el ofrecimiento de los regantes del Diguillín de firmar un convenio con la DOH que permita a esta última utilizar los derechos permanentes que ellos poseen cuando no estén regando, además de los derechos eventuales que posee la DOH por cuatro meses en el año.

En esa línea, valoró que el subsecretario de comprometiera a evaluar la instalación de la respectiva mesa de trabajo.

Además, Saldías criticó que el proyecto de embalse se haya presentado a evaluación ambiental separado de la red de canales, con el propósito de concesionarlo como una obra independiente. “Esa fue otra observación en el SEA. A nosotros eso no nos parece y se lo hicimos ver, porque el embalse es una obra complementaria del canal Laja-Diguillín, y un tercio de los derechos de agua son para completar la parte faltante del Laja-Diguillín y la gran mayoría de los canales se va a utilizar para conducir las aguas del embalse Zapallar”, fundamentó.

“A nuestro entender, los argumentos se han orientado a justificar los beneficios de las concesiones del Plan Nacional de Embalses, con obras independientes tanto en sus recursos hídricos como en la red de distribución que favorecen este modelo de financiamiento. No obstante, en el caso del embalse Zapallar, olvidan los compromisos con la comunidad, en que el sistema de construcción sería a través del Estado (DFL 1.123), al ser una obra complementaria del canal Laja-Diguillín”, agregó el profesional.

“El Gobierno resolvió concesionar todos los embalses, y con ello, se desconocen los compromisos”, subrayó.

Recordó, asimismo, que cuando se presentó el EIA del Zapallar, la autoridad se comprometió a presentar la segunda etapa durante 2021, lo que no ha ocurrido.

Finalmente, el dirigente del Diguillín lamentó la falta de conocimiento de los proyectos de Ñuble por parte de las autoridades nacionales, y apuntó al papel de los representantes regionales sectoriales en la “desconexión entre la región y el nivel central y la falta de comunicación entre el nivel regional y los actores locales”.

Ver artículo

Fuente: La Discusión, Lunes 02 de Agosto de 2021

LA DISCUSIÓN – En el caso del Zapallar, que va más avanzado y que se proyecta en el río Diguillín, Francisco Saldías afirmó que no se ha cumplido el compromiso del ministro Alfredo Moreno.

Una reunión con el subsecretario de Obras Públicas, Cristóbal Leturia, sostuvieron los representantes de las juntas de vigilancia del río Diguillín, Juan Carlos Villagra y Francisco Saldías, y del río Chillán, Julio Fuentealba, acompañados por el diputado Frank Sauerbaum, quien gestionó la cita, en la que le pidieron destrabar los proyectos embalse Zapallar y Chillán.

En la cita, Fuentealba planteó que “se espera con muchas fe, ilusión y esperanza, que el Presidente Piñera anuncie en su próxima visita a la región, con motivo del natalicio del padre de la Patria, la adjudicación e inicio del estudio de factibilidad del embalse del Río Chillán”, proyecto que se pretende emplazar en la zona alta del río Chillán, en el sector Pellines, comuna de Pinto.

Ello, debido a que aún no se adjudica oficialmente el contrato para la ejecución del estudio de factibilidad del embalse.

Embalse Zapallar

En el caso del Zapallar, que va más avanzado y que se proyecta en el río Diguillín, Francisco Saldías afirmó que no se ha cumplido el compromiso del ministro Alfredo Moreno, en marzo pasado, de convocar una mesa de trabajo público-privada que permitiera abordar los aspectos críticos de la iniciativa, como las observaciones que ha tenido el estudio de impacto ambiental en el SEA.

Como se recordará, la DOH ingresó por segunda vez el EIA en septiembre de 2020.

El dirigente detalló que una de las consultas apunta a la alimentación del embalse, considerando la situación deficitaria del Lago Laja, donde recordó el ofrecimiento de los regantes del Diguillín de firmar un convenio con la DOH que permita a esta última utilizar los derechos permanentes que ellos poseen cuando no estén regando, además de los derechos eventuales que posee la DOH por cuatro meses en el año.

En esa línea, valoró que el subsecretario de comprometiera a evaluar la instalación de la respectiva mesa de trabajo.

Además, Saldías criticó que el proyecto de embalse se haya presentado a evaluación ambiental separado de la red de canales, con el propósito de concesionarlo como una obra independiente. “Esa fue otra observación en el SEA. A nosotros eso no nos parece y se lo hicimos ver, porque el embalse es una obra complementaria del canal Laja-Diguillín, y un tercio de los derechos de agua son para completar la parte faltante del Laja-Diguillín y la gran mayoría de los canales se va a utilizar para conducir las aguas del embalse Zapallar”, fundamentó.

“A nuestro entender, los argumentos se han orientado a justificar los beneficios de las concesiones del Plan Nacional de Embalses, con obras independientes tanto en sus recursos hídricos como en la red de distribución que favorecen este modelo de financiamiento. No obstante, en el caso del embalse Zapallar, olvidan los compromisos con la comunidad, en que el sistema de construcción sería a través del Estado (DFL 1.123), al ser una obra complementaria del canal Laja-Diguillín”, agregó el profesional.

“El Gobierno resolvió concesionar todos los embalses, y con ello, se desconocen los compromisos”, subrayó.

Recordó, asimismo, que cuando se presentó el EIA del Zapallar, la autoridad se comprometió a presentar la segunda etapa durante 2021, lo que no ha ocurrido.

Finalmente, el dirigente del Diguillín lamentó la falta de conocimiento de los proyectos de Ñuble por parte de las autoridades nacionales, y apuntó al papel de los representantes regionales sectoriales en la “desconexión entre la región y el nivel central y la falta de comunicación entre el nivel regional y los actores locales”.

Ver artículo

Fuente: La Discusión, Lunes 02 de Agosto de 2021

TITULARES

X