Sábado, Mayo 15, 2021

Integración urbana: ¿qué viene ahora?

LA TERCERA – El proyecto de la Rotonda Atenas, en Las Condes, no es el único en camino. Viviendas en comunas centrales y con buen acceso a equipamiento están siendo preparadas por la autoridad, quien ya piensa en legislar.

Integración es un tema que ha marcado la pauta urbana durante las últimas semanas. Al anuncio del proyecto de la Rotonda Atenas, en Las Condes, se suma la compra de los 28 mil m2 que estaban en disputa entre esta comuna y Vitacura. El gobierno no se ha quedado atrás y ya anuncia nuevos proyectos, una posible ley y normativa.

“Prontamente vamos a dar a conocer nuevas medidas que dicen relación con modificaciones legislativas, administrativas y normativas, que nos den más velocidad en la solución de viviendas bien ubicadas y equipadas. ”, declara Cristián Monckeberg, ministro de Vivienda y Urbanismo (Minvu).

Frente a la idea de que esta cartera impulse una nueva ley para fortalecer la integración territorial, hay quienes tienen sus reparos. Por ejemplo, Alfredo Rodríguez, urbanista y académico de Sur Corporación de Estudios Sociales y Educación, afirma que “es necesario legislar y estudiar otras posibilidades, pero también es importante considerar que el Consejo Nacional de Desarrollo Urbano (CNDU) ya contempló a la integración como una prioridad dentro de la Política Nacional de Desarrollo Urbano (PNDU)”.

Por otro lado, Gonzalo Winter, miembro de la Comisión de Vivienda, Desarrollo Urbano y Bienes Nacionales de la Cámara de Diputados, manifiesta que “Santiago es hoy la capital de la segregación. Durante décadas este modelo tuvo como política expulsar a los pobres de la ciudad hacia la periferia. Nos parece muy positivo que revertir aquello esté en el centro del debate, pero si el gobierno no se mete con la propiedad y acumulación del suelo urbano, le va a costar mucho solucionar el déficit de integración y viviendas. Esto no se trata de la voluntad de un alcalde por aquí y otro por allá. Es urgente legislar a nivel nacional”.

Esta semana la cartera encabezada por Monckeberg anunció los primeros resultados del Programa de Integración Social y Territorial en 2018, con un fuerte foco en regiones. Por ejemplo, reveló que se postularon 302 proyectos, equivalentes a 51.273 viviendas. Esto, para completar un cupo de 20 mil vacantes. En tanto, el Minvu comunicó que hay proyectos en 14 de las 15 regiones, faltando sólo Aysén.

De la oferta presentada, unas 13.687 viviendas, lo que equivale al 27%, son consideradas para familias de menores ingresos, y el 73% (37.584) para los sectores medios. Valparaíso (11.690), Biobío (9.414) y Metropolitana (8.689), son quienes encabezan el listado. En total, las tres acumulan 29.793 hogares.

De este modo, 16 comunas de 7 regiones presentaron por primera vez proyectos de este tipo durante este año, incluidas comunas centrales y pericentrales de Santiago, como San Joaquín, Cerrillos, Independencia y Las Condes. “Tenemos que construir viviendas de buena calidad y bien ubicadas, además, tienen que estar equipadas apropiadamente. Es necesario avanzar en la integración, para que estos hogares estén en diferentes comunas”, declara Monckeberg.

¿Qué se entregará en 2018?

Ante la posibilidad de una nueva ley y normativa que incentive la integración en la política de vivienda del gobierno, se suman los primeros resultados de un programa que nació durante la administración anterior. Esto, tras la formalización en 2015 del Decreto Supremo N° 19 llamado Programa de Integración Social y Territorial, el que maneja un presupuesto anual de unos $250 mil millones.

Es por este motivo que ya se vislumbran los primeros resultados. El Minvu cuenta con casi 50 proyectos próximos a entregar, los cuales están distribuidos en 10 regiones del país. Por ejemplo, Biobío y Coquimbo se anotarán con ocho, mientras que Los Lagos se anota con siete. En tanto, se espera que la Metropolitana inaugure cinco iniciativas.

Iniciativas de integración territorial

En 2015, el Consejo Nacional de Desarrollo Urbano (CNDU) desarrolló el trabajo “Política de Suelo para la Integración Social Urbana”, documento que establece una serie de recomendaciones para generar mayor equidad en las ciudades. Dentro de éste, sus miembros concluyen que “la pobreza y su desigual distribución territorial y de acceso a oportunidades, es una de las principales debilidades del país. No sólo afecta la calidad de vida de miles de chilenos y chilenas, sino que debilita las oportunidades de desarrollo futuro de nuestra nación y de todos sus habitantes”. De este modo, los expertos del CNDU proponen la ejecución de nuevas reformas legales para modificar las tendencias actuales. Así, se destaca una propuesta de ley para establecer los nuevos estándares nacionales de calidad de vida urbana, entre otras medidas.

Ver Artículo

Fuente: La Tercera, Viernes 03 de agosto de 2018

LA TERCERA – El proyecto de la Rotonda Atenas, en Las Condes, no es el único en camino. Viviendas en comunas centrales y con buen acceso a equipamiento están siendo preparadas por la autoridad, quien ya piensa en legislar.

Integración es un tema que ha marcado la pauta urbana durante las últimas semanas. Al anuncio del proyecto de la Rotonda Atenas, en Las Condes, se suma la compra de los 28 mil m2 que estaban en disputa entre esta comuna y Vitacura. El gobierno no se ha quedado atrás y ya anuncia nuevos proyectos, una posible ley y normativa.

“Prontamente vamos a dar a conocer nuevas medidas que dicen relación con modificaciones legislativas, administrativas y normativas, que nos den más velocidad en la solución de viviendas bien ubicadas y equipadas. ”, declara Cristián Monckeberg, ministro de Vivienda y Urbanismo (Minvu).

Frente a la idea de que esta cartera impulse una nueva ley para fortalecer la integración territorial, hay quienes tienen sus reparos. Por ejemplo, Alfredo Rodríguez, urbanista y académico de Sur Corporación de Estudios Sociales y Educación, afirma que “es necesario legislar y estudiar otras posibilidades, pero también es importante considerar que el Consejo Nacional de Desarrollo Urbano (CNDU) ya contempló a la integración como una prioridad dentro de la Política Nacional de Desarrollo Urbano (PNDU)”.

Por otro lado, Gonzalo Winter, miembro de la Comisión de Vivienda, Desarrollo Urbano y Bienes Nacionales de la Cámara de Diputados, manifiesta que “Santiago es hoy la capital de la segregación. Durante décadas este modelo tuvo como política expulsar a los pobres de la ciudad hacia la periferia. Nos parece muy positivo que revertir aquello esté en el centro del debate, pero si el gobierno no se mete con la propiedad y acumulación del suelo urbano, le va a costar mucho solucionar el déficit de integración y viviendas. Esto no se trata de la voluntad de un alcalde por aquí y otro por allá. Es urgente legislar a nivel nacional”.

Esta semana la cartera encabezada por Monckeberg anunció los primeros resultados del Programa de Integración Social y Territorial en 2018, con un fuerte foco en regiones. Por ejemplo, reveló que se postularon 302 proyectos, equivalentes a 51.273 viviendas. Esto, para completar un cupo de 20 mil vacantes. En tanto, el Minvu comunicó que hay proyectos en 14 de las 15 regiones, faltando sólo Aysén.

De la oferta presentada, unas 13.687 viviendas, lo que equivale al 27%, son consideradas para familias de menores ingresos, y el 73% (37.584) para los sectores medios. Valparaíso (11.690), Biobío (9.414) y Metropolitana (8.689), son quienes encabezan el listado. En total, las tres acumulan 29.793 hogares.

De este modo, 16 comunas de 7 regiones presentaron por primera vez proyectos de este tipo durante este año, incluidas comunas centrales y pericentrales de Santiago, como San Joaquín, Cerrillos, Independencia y Las Condes. “Tenemos que construir viviendas de buena calidad y bien ubicadas, además, tienen que estar equipadas apropiadamente. Es necesario avanzar en la integración, para que estos hogares estén en diferentes comunas”, declara Monckeberg.

¿Qué se entregará en 2018?

Ante la posibilidad de una nueva ley y normativa que incentive la integración en la política de vivienda del gobierno, se suman los primeros resultados de un programa que nació durante la administración anterior. Esto, tras la formalización en 2015 del Decreto Supremo N° 19 llamado Programa de Integración Social y Territorial, el que maneja un presupuesto anual de unos $250 mil millones.

Es por este motivo que ya se vislumbran los primeros resultados. El Minvu cuenta con casi 50 proyectos próximos a entregar, los cuales están distribuidos en 10 regiones del país. Por ejemplo, Biobío y Coquimbo se anotarán con ocho, mientras que Los Lagos se anota con siete. En tanto, se espera que la Metropolitana inaugure cinco iniciativas.

Iniciativas de integración territorial

En 2015, el Consejo Nacional de Desarrollo Urbano (CNDU) desarrolló el trabajo “Política de Suelo para la Integración Social Urbana”, documento que establece una serie de recomendaciones para generar mayor equidad en las ciudades. Dentro de éste, sus miembros concluyen que “la pobreza y su desigual distribución territorial y de acceso a oportunidades, es una de las principales debilidades del país. No sólo afecta la calidad de vida de miles de chilenos y chilenas, sino que debilita las oportunidades de desarrollo futuro de nuestra nación y de todos sus habitantes”. De este modo, los expertos del CNDU proponen la ejecución de nuevas reformas legales para modificar las tendencias actuales. Así, se destaca una propuesta de ley para establecer los nuevos estándares nacionales de calidad de vida urbana, entre otras medidas.

Ver Artículo

Fuente: La Tercera, Viernes 03 de agosto de 2018

Lo más reciente

CATEGORÍAS

X