Viernes, Julio 19, 2024

Crean nuevo dispositivo para mejorar el flujo vehicular y la seguridad vial en Chile

EL MOSTRADOR – Implementar tecnología para dotar a las ciudades de inteligencia para operar y mejorar la calidad de vida de sus habitantes es una realidad en smart cities europeas como asiáticas. No obstante, aún es una aspiración en la región, salvo los avances en Brasil y contadas excepciones en barrios puntuales de otras urbes vecinas.

Ad portas de que se cumpla el primer cuarto del siglo XXI, los entornos urbanos eficientes y sostenibles, escasean en el vecindario y la implementación de superinteligencia, podría facilitar su impulso.

Chile en particular se ha enfrentado a la problemática de sufrir un aumento más que considerable de su parque automotor. Afrontando el continuo aumento en el número de vehículos, que se duplicó de 3.2 a 6.1 millones de unidades entre 2010
y 2022, el país ha respondido con la construcción de autopistas urbanas, expansiones viales, desarrollo de nueva infraestructura, renovación de flotas de taxis, colectivos y buses, así como la modernización y creación de sistemas integrados de transporte público.

En respuesta a esta urgente necesidad, Auter, empresa chilena especializada en la producción y comercialización de servicios de ingeniería y productos para el control de tránsito, han desarrollado el Controlador A6, un aparato que es considerado como el "cerebro" de un semáforo y que contiene toda la inteligencia, seguridad y timings de los cruces semaforizados.

“Esperamos que este tipo infraestructura nos permita mejorar y hacer más llevadero el día a día. Nuestra industria ha evolucionado muy rápido en los últimos años y hoy estamos en condiciones de agregar valor a la oferta. Desarrollos como el A6
cumplen con su propósito original de regular con seguridad el flujo de vehículos y a la vez,  agregar funciones para la tercera edad, el cuidado de mascotas, entre otras”, explican desde Auter.

Actualmente el A6 está en fase homologación por parte de la Unidad Operativa de Control de Tránsito (UOCT), lo que se traduce en que este nuevo controlador estará operativo durante los próximos meses.

ADN Innovador

Si bien desde hace 40 años se ha desarrollado tecnología, los sistemas semaforizados de tráfico son mayoritariamente desconocidos y lejanos para los millones de ciudadanos que se trasladan a su ritmo diariamente.

“El semáforo es lo único que la gente ve mientras se desplaza, pero detrás de su funcionamiento hay un sistema interconectado muy desarrollado que regula y que se adapta de acuerdo al pulso de la ciudad”, sostiene Rodrigo Espinoza, gerente general de la compañía.

El ejecutivo explica que su más reciente desarrollo, el A6 pondrá a disposición un hardware y software de última tecnología que, en complemento con la unidad de comunicación Dimac, permitirá abrir un abanico de nuevas ideas como los es la implementación de inteligencia artificial y cámaras de alta definición conectadas a través de fibra óptica en semáforos, posibilitando la detección de accidentes de tránsito y promoviendo así la mejora continua de la seguridad vial.

Otra de las funciones potenciales es la capacidad tecnológica para dar a los adultos mayores, a través de pulseras RFID (aquellas que cuentan con un chip que transmite información de forma inalámbrica), mayores tiempos diferenciados de los semáforos y así darles mayor seguridad y menos estrés al cruzar una calle.

Este avance también puede ser implementado en mascotas, ya que si una de ellas llega a perderse, el dispositivo permitirá localizar la ubicación exacta del animal una vez esté cercana a la calle.

Ver noticia

Fuente: El Mostrador, Martes 6 de Febrero de 2024

EL MOSTRADOR – Implementar tecnología para dotar a las ciudades de inteligencia para operar y mejorar la calidad de vida de sus habitantes es una realidad en smart cities europeas como asiáticas. No obstante, aún es una aspiración en la región, salvo los avances en Brasil y contadas excepciones en barrios puntuales de otras urbes vecinas.

Ad portas de que se cumpla el primer cuarto del siglo XXI, los entornos urbanos eficientes y sostenibles, escasean en el vecindario y la implementación de superinteligencia, podría facilitar su impulso.

Chile en particular se ha enfrentado a la problemática de sufrir un aumento más que considerable de su parque automotor. Afrontando el continuo aumento en el número de vehículos, que se duplicó de 3.2 a 6.1 millones de unidades entre 2010
y 2022, el país ha respondido con la construcción de autopistas urbanas, expansiones viales, desarrollo de nueva infraestructura, renovación de flotas de taxis, colectivos y buses, así como la modernización y creación de sistemas integrados de transporte público.

En respuesta a esta urgente necesidad, Auter, empresa chilena especializada en la producción y comercialización de servicios de ingeniería y productos para el control de tránsito, han desarrollado el Controlador A6, un aparato que es considerado como el "cerebro" de un semáforo y que contiene toda la inteligencia, seguridad y timings de los cruces semaforizados.

“Esperamos que este tipo infraestructura nos permita mejorar y hacer más llevadero el día a día. Nuestra industria ha evolucionado muy rápido en los últimos años y hoy estamos en condiciones de agregar valor a la oferta. Desarrollos como el A6
cumplen con su propósito original de regular con seguridad el flujo de vehículos y a la vez,  agregar funciones para la tercera edad, el cuidado de mascotas, entre otras”, explican desde Auter.

Actualmente el A6 está en fase homologación por parte de la Unidad Operativa de Control de Tránsito (UOCT), lo que se traduce en que este nuevo controlador estará operativo durante los próximos meses.

ADN Innovador

Si bien desde hace 40 años se ha desarrollado tecnología, los sistemas semaforizados de tráfico son mayoritariamente desconocidos y lejanos para los millones de ciudadanos que se trasladan a su ritmo diariamente.

“El semáforo es lo único que la gente ve mientras se desplaza, pero detrás de su funcionamiento hay un sistema interconectado muy desarrollado que regula y que se adapta de acuerdo al pulso de la ciudad”, sostiene Rodrigo Espinoza, gerente general de la compañía.

El ejecutivo explica que su más reciente desarrollo, el A6 pondrá a disposición un hardware y software de última tecnología que, en complemento con la unidad de comunicación Dimac, permitirá abrir un abanico de nuevas ideas como los es la implementación de inteligencia artificial y cámaras de alta definición conectadas a través de fibra óptica en semáforos, posibilitando la detección de accidentes de tránsito y promoviendo así la mejora continua de la seguridad vial.

Otra de las funciones potenciales es la capacidad tecnológica para dar a los adultos mayores, a través de pulseras RFID (aquellas que cuentan con un chip que transmite información de forma inalámbrica), mayores tiempos diferenciados de los semáforos y así darles mayor seguridad y menos estrés al cruzar una calle.

Este avance también puede ser implementado en mascotas, ya que si una de ellas llega a perderse, el dispositivo permitirá localizar la ubicación exacta del animal una vez esté cercana a la calle.

Ver noticia

Fuente: El Mostrador, Martes 6 de Febrero de 2024

TITULARES