Lunes, Abril 22, 2024

Vivian Modak: “El tranvía ofrece una alternativa moderna, sustentable y de calidad para la conectividad entre Santiago y el aeropuerto”

CPI – Vivian Modak, ingeniera y jefa del proyecto y consejera del CPI, aborda los alcances de esta iniciativa presentada al Ministerio de Obras Públicas. Explica que el “Aerotren” conectará la red de Metro con la principal terminal aérea del país, generando beneficios como el aumento de la oferta de transportes, la reducción de las emisiones y de la accidentabilidad en la zona poniente de la capital.

En 2023, el Ministerio de Obras Públicas podría llevar adelante la licitación del tranvía que conectará la red de metro con el Aeropuerto de Santiago, iniciativa que ayudará a incrementar la oferta de transportes para viajar dentro de la urbe. Vivian Modak, ingeniera y jefa del proyecto y consejera del CPI, explica los detalles de la inversión.

La iniciativa -propuesta por Engie y que contempla una inversión estimada de US$ 400 millones-, busca movilizar a alrededor de 40 mil personas diariamente. El trayecto entre la línea 1 y Pudahuel durará apenas 20 minutos.

¿Cuál es la importancia del tren entre el sector de Pajaritos y el Aeropuerto?

El proyecto de tranvía que unirá las estaciones de Metro Pajaritos (de línea 1) y Barrancas (de línea 5) con el Aeropuerto Arturo Merino Benítez proveerá de una conectividad expedita, segura y sustentable entre la ciudad de Santiago y la principal puerta de entrada al país. También permitirá mejorar el acceso al transporte público de los habitantes de las comunas de Pudahuel, Lo Prado y Estación Central, mediante un sistema con altos niveles de servicio.

¿Este proyecto vendría a mejorar la oferta de transporte en la capital?

El proyecto propuesto por Engie como iniciativa privada, denominado “Aerotrén” está pensado para ser ejecutado a través del sistema de concesiones del Ministerio de Obras Públicas (MOP). Mejorará la oferta de transporte en la capital proveyendo, como ya dijimos, de una alternativa de conexión entre las líneas 1 y 5 de metro con el Aeropuerto de Santiago. Además, permitirá incorporar un modo de transporte adicional a los tradicionalmente conocidos, como el bus y el metro.

Todas las ciudades desarrolladas poseen una oferta de tren hacia las terminales aéreas…

Efectivamente, todas las grandes ciudades, no sólo de países desarrollados, contemplan como uno de sus principales modos de conexión con las principales terminales aéreas un sistema ferroviario, que se adapta a la demanda que debe atender, distinguiéndose: metro, tren ligero o tranvía.

¿Con esta iniciativa Santiago elevaría su estándar en materia de transportes?

Sin duda, creemos que así será. Y así lo ha considerado también la Dirección General de Concesiones del MOP, la que declaró de interés público el proyecto, especialmente, porque ofrece una alternativa moderna, sustentable y de calidad a la conectividad entre el sector poniente de la capital y el aeropuerto.

¿Este proyecto requiere subsidios o bien será financiado en un 100% con recursos privados?

Si bien aún se están llevando a cabo los estudios que permitirán definir cuál será el modelo de negocios que permitirá implementar el proyecto a través de la alianza público-privada, es importante recordar que en todo el mundo existen sistemas de transporte como el que propone Aerotrén, los que contemplan aportes del Estado para su concreción. Para este caso particular, en principio, se están considerando subsidios a la construcción, que comienzan a ser pagados una vez que el proyecto entra en operación, en tanto que la operación se sustenta con el pago de las tarifas de los usuarios.

¿A cuánto asciende el monto de inversión del proyecto?

Como señalé, aún se están desarrollando los estudios que permitirán definir cuál será finalmente el trazado y la inserción que tendrá el proyecto (ubicación de estaciones). El monto de inversión estimado es aún preliminar y ronda los US$ 400 millones.

¿Cuáles son los pasos que vienen para implementar el proyecto?

Estamos finalizando la última parte de la “Fase I de Proposición”, esto es el desarrollo a nivel conceptual de la alternativa de proyecto definitiva y esperamos concluir el primer trimestre de 2023. Posteriormente, se inicia el desarrollo de los estudios de “Fase II”, que corresponden a la ejecución del anteproyecto y generación de los antecedentes que serán los estudios referenciales que, una vez que la Dirección General de Concesiones llame a licitación, pondrá a disposición de los interesados para estudiar el proyecto. Si avanzamos colaborativamente con la Dirección, como ha sido hasta ahora, la proposición podría estar terminada a fines del 2023 y, por lo tanto, efectivamente el llamado a licitación podría realizarse en esa fecha, tal como se indica en la cartera de proyectos a licitar por el MOP 2022-2026, recientemente presentada por el ministro García.

Respecto del estudio de impacto ambiental, si bien la etapa de proposición que se está llevando a cabo considera la realización de un estudio territorial-ambiental con participación ciudadana que dará bastantes luces respecto de los impactos que el proyecto provoca, así como de las medidas de mitigación que habrá que implementar en caso de requerirse, efectivamente tras la licitación y adjudicación del proyecto se debe llevar a cabo la tramitación de la Resolución de Calificación Ambiental (RCA) del proyecto. Esto implicará una actualización del estudio en ejecución, así como la incorporación de aquellas características que pudieran ser modificadas como parte del diseño definitivo que debe hacer el concesionario.

¿Qué elemento de sustentabilidad contempla esta iniciativa?

Efectivamente, el proyecto Aerotrén considera como modo de transporte un tranvía que opera íntegramente con electricidad, por tanto, no emite CO2, a la vez que reduce la emisión de contaminantes y de ruido al reemplazar a los vehículos livianos y buses que actualmente transportan la demanda que será atendida por el proyecto.

A esto se agregan otros aportes relevantes: la reducción de accidentes ya que, las estadísticas en el mundo muestran que el tranvía, al ser un sistema guiado y con conducción a la vista, reduce a un tercio el número de accidentes urbanos por millón horas de circulación respecto de un bus.

Además, la inserción urbana del trazado, como de las estaciones, permitirá habilitar espacios de esparcimiento y áreas verdes, en particular en el Parque Lo Prado.

A partir de la aprobación ambiental ¿Cuánto tiempo requeriría la construcción?

Estamos considerando que toda la etapa de construcción del proyecto, incluida la ejecución de la ingeniería de detalle, la obtención de todos los permisos que se requieren para su construcción (donde se incluye la RCA) y la construcción propiamente tal tendrá una duración de cuatro años, de manera que el proyecto iniciaría su operación a fines de 2028.

¿Qué desafíos supone la construcción de este tipo de obras en una ciudad como Santiago?

Como sucede con todo proyecto de implementación de una infraestructura urbana mayor, se deberá buscar mitigar y minimizar los impactos de la construcción para las comunidades aledañas, lo que representa un desafío permanente. No obstante, en el caso de este proyecto en particular, por la ubicación y por los sectores donde pasará, se vislumbran impactos muy acotados a la vialidad urbana y con la interacción del sector. El proyecto está basado en una moderna y amigable inserción urbana, tal como los proyectos similares que existen en Europa y otras ciudades de Latinoamérica.

Fuente: CPI, Martes 25 de Octubre de 2022

CPI – Vivian Modak, ingeniera y jefa del proyecto y consejera del CPI, aborda los alcances de esta iniciativa presentada al Ministerio de Obras Públicas. Explica que el “Aerotren” conectará la red de Metro con la principal terminal aérea del país, generando beneficios como el aumento de la oferta de transportes, la reducción de las emisiones y de la accidentabilidad en la zona poniente de la capital.

En 2023, el Ministerio de Obras Públicas podría llevar adelante la licitación del tranvía que conectará la red de metro con el Aeropuerto de Santiago, iniciativa que ayudará a incrementar la oferta de transportes para viajar dentro de la urbe. Vivian Modak, ingeniera y jefa del proyecto y consejera del CPI, explica los detalles de la inversión.

La iniciativa -propuesta por Engie y que contempla una inversión estimada de US$ 400 millones-, busca movilizar a alrededor de 40 mil personas diariamente. El trayecto entre la línea 1 y Pudahuel durará apenas 20 minutos.

¿Cuál es la importancia del tren entre el sector de Pajaritos y el Aeropuerto?

El proyecto de tranvía que unirá las estaciones de Metro Pajaritos (de línea 1) y Barrancas (de línea 5) con el Aeropuerto Arturo Merino Benítez proveerá de una conectividad expedita, segura y sustentable entre la ciudad de Santiago y la principal puerta de entrada al país. También permitirá mejorar el acceso al transporte público de los habitantes de las comunas de Pudahuel, Lo Prado y Estación Central, mediante un sistema con altos niveles de servicio.

¿Este proyecto vendría a mejorar la oferta de transporte en la capital?

El proyecto propuesto por Engie como iniciativa privada, denominado “Aerotrén” está pensado para ser ejecutado a través del sistema de concesiones del Ministerio de Obras Públicas (MOP). Mejorará la oferta de transporte en la capital proveyendo, como ya dijimos, de una alternativa de conexión entre las líneas 1 y 5 de metro con el Aeropuerto de Santiago. Además, permitirá incorporar un modo de transporte adicional a los tradicionalmente conocidos, como el bus y el metro.

Todas las ciudades desarrolladas poseen una oferta de tren hacia las terminales aéreas…

Efectivamente, todas las grandes ciudades, no sólo de países desarrollados, contemplan como uno de sus principales modos de conexión con las principales terminales aéreas un sistema ferroviario, que se adapta a la demanda que debe atender, distinguiéndose: metro, tren ligero o tranvía.

¿Con esta iniciativa Santiago elevaría su estándar en materia de transportes?

Sin duda, creemos que así será. Y así lo ha considerado también la Dirección General de Concesiones del MOP, la que declaró de interés público el proyecto, especialmente, porque ofrece una alternativa moderna, sustentable y de calidad a la conectividad entre el sector poniente de la capital y el aeropuerto.

¿Este proyecto requiere subsidios o bien será financiado en un 100% con recursos privados?

Si bien aún se están llevando a cabo los estudios que permitirán definir cuál será el modelo de negocios que permitirá implementar el proyecto a través de la alianza público-privada, es importante recordar que en todo el mundo existen sistemas de transporte como el que propone Aerotrén, los que contemplan aportes del Estado para su concreción. Para este caso particular, en principio, se están considerando subsidios a la construcción, que comienzan a ser pagados una vez que el proyecto entra en operación, en tanto que la operación se sustenta con el pago de las tarifas de los usuarios.

¿A cuánto asciende el monto de inversión del proyecto?

Como señalé, aún se están desarrollando los estudios que permitirán definir cuál será finalmente el trazado y la inserción que tendrá el proyecto (ubicación de estaciones). El monto de inversión estimado es aún preliminar y ronda los US$ 400 millones.

¿Cuáles son los pasos que vienen para implementar el proyecto?

Estamos finalizando la última parte de la “Fase I de Proposición”, esto es el desarrollo a nivel conceptual de la alternativa de proyecto definitiva y esperamos concluir el primer trimestre de 2023. Posteriormente, se inicia el desarrollo de los estudios de “Fase II”, que corresponden a la ejecución del anteproyecto y generación de los antecedentes que serán los estudios referenciales que, una vez que la Dirección General de Concesiones llame a licitación, pondrá a disposición de los interesados para estudiar el proyecto. Si avanzamos colaborativamente con la Dirección, como ha sido hasta ahora, la proposición podría estar terminada a fines del 2023 y, por lo tanto, efectivamente el llamado a licitación podría realizarse en esa fecha, tal como se indica en la cartera de proyectos a licitar por el MOP 2022-2026, recientemente presentada por el ministro García.

Respecto del estudio de impacto ambiental, si bien la etapa de proposición que se está llevando a cabo considera la realización de un estudio territorial-ambiental con participación ciudadana que dará bastantes luces respecto de los impactos que el proyecto provoca, así como de las medidas de mitigación que habrá que implementar en caso de requerirse, efectivamente tras la licitación y adjudicación del proyecto se debe llevar a cabo la tramitación de la Resolución de Calificación Ambiental (RCA) del proyecto. Esto implicará una actualización del estudio en ejecución, así como la incorporación de aquellas características que pudieran ser modificadas como parte del diseño definitivo que debe hacer el concesionario.

¿Qué elemento de sustentabilidad contempla esta iniciativa?

Efectivamente, el proyecto Aerotrén considera como modo de transporte un tranvía que opera íntegramente con electricidad, por tanto, no emite CO2, a la vez que reduce la emisión de contaminantes y de ruido al reemplazar a los vehículos livianos y buses que actualmente transportan la demanda que será atendida por el proyecto.

A esto se agregan otros aportes relevantes: la reducción de accidentes ya que, las estadísticas en el mundo muestran que el tranvía, al ser un sistema guiado y con conducción a la vista, reduce a un tercio el número de accidentes urbanos por millón horas de circulación respecto de un bus.

Además, la inserción urbana del trazado, como de las estaciones, permitirá habilitar espacios de esparcimiento y áreas verdes, en particular en el Parque Lo Prado.

A partir de la aprobación ambiental ¿Cuánto tiempo requeriría la construcción?

Estamos considerando que toda la etapa de construcción del proyecto, incluida la ejecución de la ingeniería de detalle, la obtención de todos los permisos que se requieren para su construcción (donde se incluye la RCA) y la construcción propiamente tal tendrá una duración de cuatro años, de manera que el proyecto iniciaría su operación a fines de 2028.

¿Qué desafíos supone la construcción de este tipo de obras en una ciudad como Santiago?

Como sucede con todo proyecto de implementación de una infraestructura urbana mayor, se deberá buscar mitigar y minimizar los impactos de la construcción para las comunidades aledañas, lo que representa un desafío permanente. No obstante, en el caso de este proyecto en particular, por la ubicación y por los sectores donde pasará, se vislumbran impactos muy acotados a la vialidad urbana y con la interacción del sector. El proyecto está basado en una moderna y amigable inserción urbana, tal como los proyectos similares que existen en Europa y otras ciudades de Latinoamérica.

Fuente: CPI, Martes 25 de Octubre de 2022

TITULARES