Domingo, Julio 3, 2022

Valdivia se abre a discutir la restricción vehicular ante aumento de congestión

DIARIO PAILLACO – Los problemas de congestión vehicular en Valdivia han empeorado la calidad de vida miles de automovilistas, pero, especialmente, la de quienes deben trasladarse usando la locomoción colectiva.

“Los problemas se manifiestan en personas que se tienen que levantar más temprano para poder llegar a la hora a sus trabajos. A pesar de que ha habido coordinación, por ejemplo, con los horarios de los colegios o la entrada a ciertos trabajos, el problema de infraestructura vial de Valdivia está llegando a su límite”, señaló a Matías Fernández, consejero regional de Los Ríos, a Diario de Valdivia.

“Es por eso por lo que hay que pensar nuevas medidas”, concluye Fernández, luego de un tweet en el que propuso este debate.

Cabe señalar que dicha medida ya se ha solicitado al Ministerio de Transportes en ciudades como Castro y Puerto Montt, donde también se han visto agravados los problemas de congestión vehicular desde la vuelta a cierta normalidad tras la pandemia.

“El problema de la restricción vehicular debería verse de forma mucho más holística. La restricción efectivamente puede ser una medida, pero lo importante es pensar en un plan integral que potencia el transporte público, que dote de nuevos y más recorridos, que haga que la gente finalmente prefiera el transporte público al privado”, agrega Fernández.

Sobre esta misma idea, Carlos Huichaqueo, gerente de la consultora Rutaustral, también evalúa esta solución como un aporte al problema del colapso vial en Valdivia.

“Para solucionar esto, una primera medida sería generar una restricción a la circulación del vehículo particular. Esta restricción podría despejar las vías, generando la posibilidad de mejorar y agilizar la circulación no sólo del transporte público, sino también de quienes escogen otros medios para movilizarse, tales como la bicicleta o caminar”, indica el experto en transporte.

“Quizás esta restricción podría aplicarse en períodos punta inicialmente y poco a poco ir avanzando a día completo o tipos de día (laborales, sábados, domingo), en la medida que el transporte público se vaya fortaleciendo” precisa Huichaqueo.

“Plan de locomoción colectiva fuerte”

Tal como señala Matías Fernández, el problema de congestión vehicular en Valdivia está lejos de ser erradicado con sólo una medida, y apunta a una solución integral sugiriendo un “plan de locomoción colectiva fuerte”.

Ante esta propuesta, Carlos Huichaqueo coincide y enumera algunos de los aspectos más importantes a tener en cuenta a la hora de organizar conjuntamente un plan.

“Se debe definir el grado de participación de cada modo (buses, taxis fluviales, taxis colectivos, taxis básicos, etc.), para que con esto se pueda asegurar la movilidad de las personas y con la oferta requerida”, sugiere.

A su vez, el gerente de empresa consultora de transportes, enfatiza la necesidad de darle prioridad y facilidades al transporte público.

“El transporte público disminuye las externalidades negativas que produce el transporte privado, ejemplo de esto es la congestión vehícular, emisiones de CO2, contaminación acústica, accidentes de tránsito, etc. Estas facilidades comienzan con carriles únicos para el transporte público, y fase verde exclusiva”, concluye.

Ver artículo

Fuente: Diario Paillaco, Martes 17 de Mayo de 2022

DIARIO PAILLACO – Los problemas de congestión vehicular en Valdivia han empeorado la calidad de vida miles de automovilistas, pero, especialmente, la de quienes deben trasladarse usando la locomoción colectiva.

“Los problemas se manifiestan en personas que se tienen que levantar más temprano para poder llegar a la hora a sus trabajos. A pesar de que ha habido coordinación, por ejemplo, con los horarios de los colegios o la entrada a ciertos trabajos, el problema de infraestructura vial de Valdivia está llegando a su límite”, señaló a Matías Fernández, consejero regional de Los Ríos, a Diario de Valdivia.

“Es por eso por lo que hay que pensar nuevas medidas”, concluye Fernández, luego de un tweet en el que propuso este debate.

Cabe señalar que dicha medida ya se ha solicitado al Ministerio de Transportes en ciudades como Castro y Puerto Montt, donde también se han visto agravados los problemas de congestión vehicular desde la vuelta a cierta normalidad tras la pandemia.

“El problema de la restricción vehicular debería verse de forma mucho más holística. La restricción efectivamente puede ser una medida, pero lo importante es pensar en un plan integral que potencia el transporte público, que dote de nuevos y más recorridos, que haga que la gente finalmente prefiera el transporte público al privado”, agrega Fernández.

Sobre esta misma idea, Carlos Huichaqueo, gerente de la consultora Rutaustral, también evalúa esta solución como un aporte al problema del colapso vial en Valdivia.

“Para solucionar esto, una primera medida sería generar una restricción a la circulación del vehículo particular. Esta restricción podría despejar las vías, generando la posibilidad de mejorar y agilizar la circulación no sólo del transporte público, sino también de quienes escogen otros medios para movilizarse, tales como la bicicleta o caminar”, indica el experto en transporte.

“Quizás esta restricción podría aplicarse en períodos punta inicialmente y poco a poco ir avanzando a día completo o tipos de día (laborales, sábados, domingo), en la medida que el transporte público se vaya fortaleciendo” precisa Huichaqueo.

“Plan de locomoción colectiva fuerte”

Tal como señala Matías Fernández, el problema de congestión vehicular en Valdivia está lejos de ser erradicado con sólo una medida, y apunta a una solución integral sugiriendo un “plan de locomoción colectiva fuerte”.

Ante esta propuesta, Carlos Huichaqueo coincide y enumera algunos de los aspectos más importantes a tener en cuenta a la hora de organizar conjuntamente un plan.

“Se debe definir el grado de participación de cada modo (buses, taxis fluviales, taxis colectivos, taxis básicos, etc.), para que con esto se pueda asegurar la movilidad de las personas y con la oferta requerida”, sugiere.

A su vez, el gerente de empresa consultora de transportes, enfatiza la necesidad de darle prioridad y facilidades al transporte público.

“El transporte público disminuye las externalidades negativas que produce el transporte privado, ejemplo de esto es la congestión vehícular, emisiones de CO2, contaminación acústica, accidentes de tránsito, etc. Estas facilidades comienzan con carriles únicos para el transporte público, y fase verde exclusiva”, concluye.

Ver artículo

Fuente: Diario Paillaco, Martes 17 de Mayo de 2022

TITULARES

X