Martes, Junio 15, 2021

Tren Central cumple 10 años y servicio a Nos sobrepasa estimación de pasajeros

EL MERCURIO – El 1 de octubre de 2008 inició sus operaciones Tren Central, filial de la Empresa de Ferrocarriles del Estado (EFE), que se encarga de los servicios ferroviarios entre Santiago y Chillán, y Talca y Constitución.

Surgió como parte de la reestructuración de la empresa estatal, que a comienzos había tenido proyectos fallidos, que no llegaron a materializarse, o debieron ser reformulados.

Una década más tarde, Tren Central busca consolidarse como parte del sistema de transporte integrado de la Región Metropolitana, que contempla al futuro Transantiago (Tercer Milenio) y a la red de Metro. Además, la firma saca cuentas positivas de los resultados del último año.

“Hay un cambio del volumen de tamaño de pasajeros transportados y de la misma empresa; hace cuatro años éramos 250 y hoy superamos los 500 trabajadores”, afirma su gerente general, Juan Pablo Palomino.

Agrega que “también hay una mayor flota, más líneas, nuevas tecnologías, pero el origen es el proyecto Rancagua Express, el que supone un punto de inflexión entre cómo se hacían las cosas antes y qué viene para el futuro”.

El hito que marca este saldo a favor ha sido la operación a Nos, que empezó a funcionar el año pasado y que une a Santiago con esa localidad. Dicho tramo permitió que durante el primer semestre de este año, los ingresos de la filial aumentaran 133%, con 8,7 millones de pasajeros movilizados en el período.

Superar estimaciones

Palomino asegura que “el tren a Nos es hoy perfectamente comparable al Metro de Valparaíso. Tenemos como promedio de día laboral 70 mil pasajeros, y el Merval debe estar en 71 mil. Son dos servicios similares”.

El tramo a Nos, que cuenta con 10 estaciones y carros con capacidad para 84 personas sentadas y 426 de pie, fue diseñado para 50 mil pasajeros diarios. Pero la estimación se ha quedado corta: “Tuvimos un peak el mes pasado, cuando superamos los 75 mil pasajeros. Hay mucha demanda, y con toda esta estrategia operacional hemos podido transportar más gente de la proyectada”, asegura.

Esta superación de las expectativas, que se ha notado especialmente por el alza de flujo en la Estación Central, implica que “para poder seguir creciendo, y aquí le hemos pedido a EFE que nos siga apoyando, se debe analizar la posibilidad de aumentar la flota actual”, afirma Palomino.

Así, comenta, se podría “completar la flota para tener trenes dobles, porque hoy operamos con cinco simples y cinco dobles en la mañana”.

La gerenta general de EFE, Marisa Kausel, plantea replicar la experiencia del tren a Nos en todos los servicios regionales. Al respecto, señala que se están “haciendo importantes inversiones en infraestructura en toda la vía (que va entre el terminal ubicado en la) Alameda y Chillán, con el fin de mejorar las condiciones de seguridad y confiabilidad de la operación”.

“En el corto plazo tenemos tres grandes desafíos: consolidar el servicio a Rancagua, renovar la flota del Buscarril Talca-Constitución y el nuevo proyecto a Chillán”, detalla.

Servicios e hitos

Tren Central también cuenta con otras cuatro operaciones: “El tren a Rancagua, a Chillán, el Buscarril y servicios turísticos, lo que nos puede poner en una posición de mayor exposición y cobertura geográfica”, dice Palomino.

En el aniversario de la filial, la firma también destaca otros hitos: en 2009, por ejemplo, comenzaron a trabajar la información a los usuarios de manera digital, mientras que en diciembre de 2014 se inauguró el tren turístico Sabores del Valle, que realiza el viaje entre Santiago y San Fernando.

Un desafío serán los próximos servicios a Melipilla y a Batuco. El primero “está en proceso de evaluación ambiental con todas sus ingenierías listas y se encuentra en etapa final”, explica Palomino.

Mientras que Batuco, “ya tiene sus estudios de ingeniería y se ingresó al Servicio de Evaluación Ambiental, así que esperamos tener pronto buenas noticias”, dice.

Ver Artículo

Fuente: El Mercurio, Viernes 19 de octubre de 2018

EL MERCURIO – El 1 de octubre de 2008 inició sus operaciones Tren Central, filial de la Empresa de Ferrocarriles del Estado (EFE), que se encarga de los servicios ferroviarios entre Santiago y Chillán, y Talca y Constitución.

Surgió como parte de la reestructuración de la empresa estatal, que a comienzos había tenido proyectos fallidos, que no llegaron a materializarse, o debieron ser reformulados.

Una década más tarde, Tren Central busca consolidarse como parte del sistema de transporte integrado de la Región Metropolitana, que contempla al futuro Transantiago (Tercer Milenio) y a la red de Metro. Además, la firma saca cuentas positivas de los resultados del último año.

“Hay un cambio del volumen de tamaño de pasajeros transportados y de la misma empresa; hace cuatro años éramos 250 y hoy superamos los 500 trabajadores”, afirma su gerente general, Juan Pablo Palomino.

Agrega que “también hay una mayor flota, más líneas, nuevas tecnologías, pero el origen es el proyecto Rancagua Express, el que supone un punto de inflexión entre cómo se hacían las cosas antes y qué viene para el futuro”.

El hito que marca este saldo a favor ha sido la operación a Nos, que empezó a funcionar el año pasado y que une a Santiago con esa localidad. Dicho tramo permitió que durante el primer semestre de este año, los ingresos de la filial aumentaran 133%, con 8,7 millones de pasajeros movilizados en el período.

Superar estimaciones

Palomino asegura que “el tren a Nos es hoy perfectamente comparable al Metro de Valparaíso. Tenemos como promedio de día laboral 70 mil pasajeros, y el Merval debe estar en 71 mil. Son dos servicios similares”.

El tramo a Nos, que cuenta con 10 estaciones y carros con capacidad para 84 personas sentadas y 426 de pie, fue diseñado para 50 mil pasajeros diarios. Pero la estimación se ha quedado corta: “Tuvimos un peak el mes pasado, cuando superamos los 75 mil pasajeros. Hay mucha demanda, y con toda esta estrategia operacional hemos podido transportar más gente de la proyectada”, asegura.

Esta superación de las expectativas, que se ha notado especialmente por el alza de flujo en la Estación Central, implica que “para poder seguir creciendo, y aquí le hemos pedido a EFE que nos siga apoyando, se debe analizar la posibilidad de aumentar la flota actual”, afirma Palomino.

Así, comenta, se podría “completar la flota para tener trenes dobles, porque hoy operamos con cinco simples y cinco dobles en la mañana”.

La gerenta general de EFE, Marisa Kausel, plantea replicar la experiencia del tren a Nos en todos los servicios regionales. Al respecto, señala que se están “haciendo importantes inversiones en infraestructura en toda la vía (que va entre el terminal ubicado en la) Alameda y Chillán, con el fin de mejorar las condiciones de seguridad y confiabilidad de la operación”.

“En el corto plazo tenemos tres grandes desafíos: consolidar el servicio a Rancagua, renovar la flota del Buscarril Talca-Constitución y el nuevo proyecto a Chillán”, detalla.

Servicios e hitos

Tren Central también cuenta con otras cuatro operaciones: “El tren a Rancagua, a Chillán, el Buscarril y servicios turísticos, lo que nos puede poner en una posición de mayor exposición y cobertura geográfica”, dice Palomino.

En el aniversario de la filial, la firma también destaca otros hitos: en 2009, por ejemplo, comenzaron a trabajar la información a los usuarios de manera digital, mientras que en diciembre de 2014 se inauguró el tren turístico Sabores del Valle, que realiza el viaje entre Santiago y San Fernando.

Un desafío serán los próximos servicios a Melipilla y a Batuco. El primero “está en proceso de evaluación ambiental con todas sus ingenierías listas y se encuentra en etapa final”, explica Palomino.

Mientras que Batuco, “ya tiene sus estudios de ingeniería y se ingresó al Servicio de Evaluación Ambiental, así que esperamos tener pronto buenas noticias”, dice.

Ver Artículo

Fuente: El Mercurio, Viernes 19 de octubre de 2018

Lo más reciente

CATEGORÍAS

X