Martes, Junio 22, 2021

Parte construcción de nuevo puente "Los Castaños" en Viña del Mar

EL MERCURIO – El viaducto, de 150 metros de largo, es parte de un proyecto mayor de interconexión vial que considera un nuevo acceso a la ciudad a través del sector de Forestal.
“Estamos cumpliendo una gran meta que significará un importante mejoramiento de la conectividad norte-sur de Viña del Mar”, dijo la alcaldesa Virginia Reginato cuando anunció el inicio de las obras de construcción del nuevo puente “Los Castaños”, que cruzará el estero Marga Marga.
Desde 1996, la municipalidad tenía listo el proyecto, pero no encontraba financiamiento. El terremoto de 2010 obligó a reformular el diseño, para ajustarlo a las normas sísmicas que exigió el Ministerio de Obras Públicas y encareció los trabajos. Finalmente, el año pasado, el consejo regional (Core) aprobó los fondos para una inversión de US$ 3,8 millones (unos $5 mil 813 millones).
El puente cruzará en diagonal el lecho del estero con una longitud de 150 metros, será bidireccional y unirá las avenidas Simón Bolívar, en la ribera sur, y Los Castaños, en la ribera norte.
El proyecto además considera los respectivos accesos, aceras amplias, soleras, obras de aguas lluvias, iluminación y semaforización.
La alcaldesa Virginia Reginato indicó que el plazo de ejecución es de 14 meses, por lo que el puente debiera estar listo en el primer trimestre del 2020.
“El puente ‘Los Castaños’ descongestionará el tránsito en los puentes Mercado y Quillota, y aportará a una mayor fluidez vial tanto para los viñamarinos como para quienes utilizan las vías de la comuna, que ocupa un lugar estratégico en el área metropolitana de la región”, indicó la autoridad.
Para el inicio de las obras se demolió una estación de servicios y se desplazó en una cuadra la feria hortofrutícola que funciona en el lecho del estero.
REPARACIONES
El nuevo puente será también una importante alternativa para los futuros trabajos de reparación de otros puentes, especialmente el “Lusitania” y el “Quillota”, que son los que presentan mayor deterioro. Cabe recordar que tras el terremoto de 2010 ambos viaductos resultaron dañados y que, primero, el Departamento de Puentes del Ministerio de Obras Públicas (MOP) y, después, la Secretaría de Planificación del Ministerio de Transportes recomendaron demolerlos y reconstruirlos.
Sin embargo, el Servicio de Vivienda y Urbanización desestimó la recomendación y empleó los fondos extraordinarios que recibió para realizar reparaciones y reforzamientos.
El nuevo viaducto es también parte de un proyecto mayor que considera un nuevo ingreso a Viña del Mar. Se trata de un camino que se inicia en la Vía Las Palmas, atraviesa el sector de Forestal, se conecta a través de la calle Simón Bolívar con el par Viana-Alvares y desemboca en el estero Marga Marga, para conectarse con Uno Norte, mediante el puente Los Castaños.
Este nuevo acceso es parte de un plan de interconexión vial que comenzó a estructurarse hace una década, cuando los estudios del propio municipio encendieron las alarmas sobre la saturación de las calles, que podrían colapsar hacia el año 2024 si no se realizan nuevas obras.
El proyecto constituye un nuevo desafío de las autoridades para enfrentar la congestión vial que se acentúa en la ciudad.
Ver Artículo
Fuente: El Mercurio, Domingo 03 de febrero de 2019

EL MERCURIO – El viaducto, de 150 metros de largo, es parte de un proyecto mayor de interconexión vial que considera un nuevo acceso a la ciudad a través del sector de Forestal.
“Estamos cumpliendo una gran meta que significará un importante mejoramiento de la conectividad norte-sur de Viña del Mar”, dijo la alcaldesa Virginia Reginato cuando anunció el inicio de las obras de construcción del nuevo puente “Los Castaños”, que cruzará el estero Marga Marga.
Desde 1996, la municipalidad tenía listo el proyecto, pero no encontraba financiamiento. El terremoto de 2010 obligó a reformular el diseño, para ajustarlo a las normas sísmicas que exigió el Ministerio de Obras Públicas y encareció los trabajos. Finalmente, el año pasado, el consejo regional (Core) aprobó los fondos para una inversión de US$ 3,8 millones (unos $5 mil 813 millones).
El puente cruzará en diagonal el lecho del estero con una longitud de 150 metros, será bidireccional y unirá las avenidas Simón Bolívar, en la ribera sur, y Los Castaños, en la ribera norte.
El proyecto además considera los respectivos accesos, aceras amplias, soleras, obras de aguas lluvias, iluminación y semaforización.
La alcaldesa Virginia Reginato indicó que el plazo de ejecución es de 14 meses, por lo que el puente debiera estar listo en el primer trimestre del 2020.
“El puente ‘Los Castaños’ descongestionará el tránsito en los puentes Mercado y Quillota, y aportará a una mayor fluidez vial tanto para los viñamarinos como para quienes utilizan las vías de la comuna, que ocupa un lugar estratégico en el área metropolitana de la región”, indicó la autoridad.
Para el inicio de las obras se demolió una estación de servicios y se desplazó en una cuadra la feria hortofrutícola que funciona en el lecho del estero.
REPARACIONES
El nuevo puente será también una importante alternativa para los futuros trabajos de reparación de otros puentes, especialmente el “Lusitania” y el “Quillota”, que son los que presentan mayor deterioro. Cabe recordar que tras el terremoto de 2010 ambos viaductos resultaron dañados y que, primero, el Departamento de Puentes del Ministerio de Obras Públicas (MOP) y, después, la Secretaría de Planificación del Ministerio de Transportes recomendaron demolerlos y reconstruirlos.
Sin embargo, el Servicio de Vivienda y Urbanización desestimó la recomendación y empleó los fondos extraordinarios que recibió para realizar reparaciones y reforzamientos.
El nuevo viaducto es también parte de un proyecto mayor que considera un nuevo ingreso a Viña del Mar. Se trata de un camino que se inicia en la Vía Las Palmas, atraviesa el sector de Forestal, se conecta a través de la calle Simón Bolívar con el par Viana-Alvares y desemboca en el estero Marga Marga, para conectarse con Uno Norte, mediante el puente Los Castaños.
Este nuevo acceso es parte de un plan de interconexión vial que comenzó a estructurarse hace una década, cuando los estudios del propio municipio encendieron las alarmas sobre la saturación de las calles, que podrían colapsar hacia el año 2024 si no se realizan nuevas obras.
El proyecto constituye un nuevo desafío de las autoridades para enfrentar la congestión vial que se acentúa en la ciudad.
Ver Artículo
Fuente: El Mercurio, Domingo 03 de febrero de 2019

Lo más reciente

CATEGORÍAS

X