Viernes, Junio 9, 2023

MTT avanza en licitación de gestión de flota que se lanzará en segundo semestre de 2023

DIARIO FINANCIERO – Tras postergar la renovación de los servicios complementarios, el Ministerio de Transportes y Telecomunicaciones (MTT) está avanzando en el diseño de su propio concurso para elevar el estándar del soporte tecnológico del sistema de buses de la Región Metropolitana y del Metro de Santiago.

El plan del ministro Juan Carlos Muñoz consta en dividir en tres licitacionesque funcionarán de manera paralela, siendo la primera la gestión de flota que regula las herramientas para ofrecer mejores tiempos de frecuencia y regularidad de buses a los pasajeros.

Este lunes el Gobierno dará a conocer los “contenidos esenciales” del documento del primer proceso, donde se adelantarán los lineamientos en que se basará la futura licitación. En un principio se pensó lanzar a inicios de 2023 el concurso de gestión de flota, pero se postergó para el segundo semestre del próximo año y se implementará en 2024.

“El nuevo contrato aumentará de manera significativa la exigencia hacia el proveedor tecnológico, lo que significará mejores datos para los procesos de planificación y operación”, explicó la titular del Directorio de Transporte Público Metropolitano (DTPM), Paola Tapia

¿Qué se viene?

La directora del DTPM profundizó sobre las novedades que vendrán en el nuevo sistema de Gestión de Flota e Información a Personas y Usuarios, como denominó a la primera licitación.

En concreto, se tratará de dos servicios que a su juicio “son clave” porque mezclan la interacción entre las personas y el sistema, razón por la cual se le dio prioridad a sacarlo antes que los otros dos procesos que son el sistema de ticketing, y la programación de operación.

El nuevo sistema de gestión de flota busca mejorar la calidad de información de buses y de predicción de arribo a paradas. Por ello, se solicitará a los participantes del concurso diseñar un soporte tecnológico que permita tener datos de geoposicionamiento de buses. Así, los pasajeros podrán planificar de manera más “precisa y confiable” sus trayectos porque sabrán en tiempo real la posición y el servicio.

Además, se exigirá la creación de varios canales de información para la aplicación de Red Movilidad y el servicio web.

En el caso de los conductores, el DTPM está exigiendo que se incorpore un botón de pánico en las flotas de los operadores. La idea es que este sistema permita a los choferes activar una alarma para denunciar “una situación anómala” y se transfiera directamente al Centro de Operación de Flota (COF) o a las fuerzas de orden y seguridad, describió Tapia.

Además, exigirá incorporar otras funcionalidades para facilitar las conexiones y transbordos entre Metro, buses y tren. Por ejemplo, el nuevo operador tecnológico debe contar con un mecanismo para determinar con mayor precisión las incidencias y desvíos, para luego comunicarlas de manera expedita a las personas.

Lo anterior busca optimizar el funcionamiento para planificar mejor los viajes en caso de atrasos.

En diciembre se avanzará con el sistema de ticketing, a través de la publicación de la consulta al mercado. Luego, en 2024 se espera lograr avances en la licitación del servicio de programación de la operación, que permitirá contar con herramientas para maximizar el uso de la flota en los planes operacionales.

De acuerdo a Tapia, esta triada de concursos busca aumentar la competencia de proveedores de soluciones y se está evaluando incorporar a nuevos actores en el los distintos procesos de licitación.

Ver artículo

Fuente: Diario Financiero, Lunes 21 de Noviembre de 2022

DIARIO FINANCIERO – Tras postergar la renovación de los servicios complementarios, el Ministerio de Transportes y Telecomunicaciones (MTT) está avanzando en el diseño de su propio concurso para elevar el estándar del soporte tecnológico del sistema de buses de la Región Metropolitana y del Metro de Santiago.

El plan del ministro Juan Carlos Muñoz consta en dividir en tres licitacionesque funcionarán de manera paralela, siendo la primera la gestión de flota que regula las herramientas para ofrecer mejores tiempos de frecuencia y regularidad de buses a los pasajeros.

Este lunes el Gobierno dará a conocer los “contenidos esenciales” del documento del primer proceso, donde se adelantarán los lineamientos en que se basará la futura licitación. En un principio se pensó lanzar a inicios de 2023 el concurso de gestión de flota, pero se postergó para el segundo semestre del próximo año y se implementará en 2024.

“El nuevo contrato aumentará de manera significativa la exigencia hacia el proveedor tecnológico, lo que significará mejores datos para los procesos de planificación y operación”, explicó la titular del Directorio de Transporte Público Metropolitano (DTPM), Paola Tapia

¿Qué se viene?

La directora del DTPM profundizó sobre las novedades que vendrán en el nuevo sistema de Gestión de Flota e Información a Personas y Usuarios, como denominó a la primera licitación.

En concreto, se tratará de dos servicios que a su juicio “son clave” porque mezclan la interacción entre las personas y el sistema, razón por la cual se le dio prioridad a sacarlo antes que los otros dos procesos que son el sistema de ticketing, y la programación de operación.

El nuevo sistema de gestión de flota busca mejorar la calidad de información de buses y de predicción de arribo a paradas. Por ello, se solicitará a los participantes del concurso diseñar un soporte tecnológico que permita tener datos de geoposicionamiento de buses. Así, los pasajeros podrán planificar de manera más “precisa y confiable” sus trayectos porque sabrán en tiempo real la posición y el servicio.

Además, se exigirá la creación de varios canales de información para la aplicación de Red Movilidad y el servicio web.

En el caso de los conductores, el DTPM está exigiendo que se incorpore un botón de pánico en las flotas de los operadores. La idea es que este sistema permita a los choferes activar una alarma para denunciar “una situación anómala” y se transfiera directamente al Centro de Operación de Flota (COF) o a las fuerzas de orden y seguridad, describió Tapia.

Además, exigirá incorporar otras funcionalidades para facilitar las conexiones y transbordos entre Metro, buses y tren. Por ejemplo, el nuevo operador tecnológico debe contar con un mecanismo para determinar con mayor precisión las incidencias y desvíos, para luego comunicarlas de manera expedita a las personas.

Lo anterior busca optimizar el funcionamiento para planificar mejor los viajes en caso de atrasos.

En diciembre se avanzará con el sistema de ticketing, a través de la publicación de la consulta al mercado. Luego, en 2024 se espera lograr avances en la licitación del servicio de programación de la operación, que permitirá contar con herramientas para maximizar el uso de la flota en los planes operacionales.

De acuerdo a Tapia, esta triada de concursos busca aumentar la competencia de proveedores de soluciones y se está evaluando incorporar a nuevos actores en el los distintos procesos de licitación.

Ver artículo

Fuente: Diario Financiero, Lunes 21 de Noviembre de 2022

TITULARES