Lunes, Julio 15, 2024

“Las lluvias de este año nos dieron un respiro, pero no una solución”: Acades y su frente para combatir la crisis del agua

PAUTA – 3 de cada 5 personas en el mundo viven en cuencas sujetas a estrés hídrico, se estima que para 2030 la demanda global va a superar la oferta en un 40% y hoy 22000 millones de personas carecen de agua potable en el mundo gestionada de forma segura.

Los embalses del país superan en promedio el 50% de su capacidad después de este año lluvioso, según el último informe del Instituto de Recursos Mundiales, Chile se encuentra en ranking de los 25 países del mundo con estrés hídrico extremadamente alto, lo que significa que se utilizan más del 80% de su suministro de agua renovable para riego, ganadería, industria y necesidades domésticas. Chile se ubica en el puesto 16 y es el único de América Latina en ese grupo.

En Clima de Cambio, de Radio Pauta, conversamos con el vicepresidente de AcadesRafael Palacios sobre el estrés hídrico que afecta a nuestro territorio, la disponibilidad de agua y cómo producir nuevas fuentes de agua.

Tenemos una oferta que baja y una demanda que crece de agua, lo que genera una brecha. La necesidad que tenemos hoy es cubrir esa brecha con estas nuevas fuentes de agua, con el fin de dejar las aguas continentales a usos ecosistémicos o de consumo de comunidades”, explicó Palacios.

Estrés hídrico: “Hay agua tratada que estamos devolviendo al mar, cuando podríamos ocuparla para usos industriales y agrícolas”

Ante la creciente escasez hídrica que afecta al país y que las cuencas y los acuíferos no están dando abasto, la Asociación Chilena de Desalinización (ACADES) surge como una respuesta coordinada entre distintas organizaciones para impulsar el desarrollo integral de la industria del reúso y la desalinización como fuentes alternativas y sostenibles a las aguas continentales.

“Los que nos convoca son las fuentes no convencionales de agua, agregar esa torta, ampliar las nuevas fuentes de agua y separarnos un poco del stock de lo que son las aguas continentales e incorporarle agua a las cuencas”, indicó Palacios.

El vicepresidente de Acades, aseguró que hay la incorporación de estas se puede hacer mediante tecnologías como lo son la desalación y reúso de aguas residuales. La primera es la más importante en escala de magnitud y probada a nivel internacional.La segunda, se  refiere a la reutilización de aguas tratadas y en ese sentido “Chile es pionera y tiene un estándar igual al de Japón. Nosotros tratamos prácticamente el 99% de las aguas hervidas urbanas y esa agua, lamentablemente, no se reutiliza en su totalidad”.

“Hay agua tratada que estamos devolviendo al mar, cuando podríamos ocuparla para usos industriales y agrícolas”, enfatizó Rafael Palacios.

Acades y las soluciones para combatir el estrés hídrico ¿Qué estamos haciendo hoy en Chile?

De acuerdo al estudio “Seguridad hídrica en Chile: Caracterización y perspectivas de futuro”, del Centro de Ciencia del Clima y la Resiliencia CR2. Chile duplicó su uso de agua desde 1960 hasta hoy.

Respecto a la disponibilidad y seguridad de agua, 3 de cada 5 personas en el mundo viven en cuencas sujetas a estrés hídrico, se estima que para 2030 la demanda global va a superar la oferta en un 40% y hoy 22000 millones de personas carecen de agua potable en el mundo gestionada de forma segura.

Chile es pionero en la región en materia de desalación de agua de mar “tenemos 24 plantas operando, una capacidad instalada de 9500 litros por segundo, es la mayor de la región pero al mismo tiempo no representa ni al 1% de la capacidad instalada que hay en el mundo”, señaló Rafael.

Lo que “es relevante no solo por generar un suministro de agua 24/7, también por las compañías mineras que incorporan las aguas desaladas. Lo que permite a su vez, liberar aguas continentales, que son las escazas y generan este estrés hídrico”, indició el vicepresidente de Acades.

La problemática está identificada “tenemos una oferta de agua que baja y una demanda que crece, se genera una brecha. La necesidad que tenemos es que hay es cubrir esa brecha con estas nuevas fuentes de agua, con el fin de dejar estas aguas continentales a usos ecosistémicos o de consumo de comunidades”, acotó Palacios.

Además, desde Arica hasta O’higgins hay otros 35 proyectos para combatir el estrés hídrico en diferentes faces de desarrollo, sin embargo “no tenemos un suministro de agua desalada para el sector agrícola, ese es un desafío“, acotó el vicepresidente de Acades.

Las lluvias de este año no dieron un respiro pero no una solución“, finalizó.

Ver artículo

Fuente: Pauta, Viernes 05 de Julio de 2024

PAUTA – 3 de cada 5 personas en el mundo viven en cuencas sujetas a estrés hídrico, se estima que para 2030 la demanda global va a superar la oferta en un 40% y hoy 22000 millones de personas carecen de agua potable en el mundo gestionada de forma segura.

Los embalses del país superan en promedio el 50% de su capacidad después de este año lluvioso, según el último informe del Instituto de Recursos Mundiales, Chile se encuentra en ranking de los 25 países del mundo con estrés hídrico extremadamente alto, lo que significa que se utilizan más del 80% de su suministro de agua renovable para riego, ganadería, industria y necesidades domésticas. Chile se ubica en el puesto 16 y es el único de América Latina en ese grupo.

En Clima de Cambio, de Radio Pauta, conversamos con el vicepresidente de AcadesRafael Palacios sobre el estrés hídrico que afecta a nuestro territorio, la disponibilidad de agua y cómo producir nuevas fuentes de agua.

Tenemos una oferta que baja y una demanda que crece de agua, lo que genera una brecha. La necesidad que tenemos hoy es cubrir esa brecha con estas nuevas fuentes de agua, con el fin de dejar las aguas continentales a usos ecosistémicos o de consumo de comunidades”, explicó Palacios.

Estrés hídrico: “Hay agua tratada que estamos devolviendo al mar, cuando podríamos ocuparla para usos industriales y agrícolas”

Ante la creciente escasez hídrica que afecta al país y que las cuencas y los acuíferos no están dando abasto, la Asociación Chilena de Desalinización (ACADES) surge como una respuesta coordinada entre distintas organizaciones para impulsar el desarrollo integral de la industria del reúso y la desalinización como fuentes alternativas y sostenibles a las aguas continentales.

“Los que nos convoca son las fuentes no convencionales de agua, agregar esa torta, ampliar las nuevas fuentes de agua y separarnos un poco del stock de lo que son las aguas continentales e incorporarle agua a las cuencas”, indicó Palacios.

El vicepresidente de Acades, aseguró que hay la incorporación de estas se puede hacer mediante tecnologías como lo son la desalación y reúso de aguas residuales. La primera es la más importante en escala de magnitud y probada a nivel internacional.La segunda, se  refiere a la reutilización de aguas tratadas y en ese sentido “Chile es pionera y tiene un estándar igual al de Japón. Nosotros tratamos prácticamente el 99% de las aguas hervidas urbanas y esa agua, lamentablemente, no se reutiliza en su totalidad”.

“Hay agua tratada que estamos devolviendo al mar, cuando podríamos ocuparla para usos industriales y agrícolas”, enfatizó Rafael Palacios.

Acades y las soluciones para combatir el estrés hídrico ¿Qué estamos haciendo hoy en Chile?

De acuerdo al estudio “Seguridad hídrica en Chile: Caracterización y perspectivas de futuro”, del Centro de Ciencia del Clima y la Resiliencia CR2. Chile duplicó su uso de agua desde 1960 hasta hoy.

Respecto a la disponibilidad y seguridad de agua, 3 de cada 5 personas en el mundo viven en cuencas sujetas a estrés hídrico, se estima que para 2030 la demanda global va a superar la oferta en un 40% y hoy 22000 millones de personas carecen de agua potable en el mundo gestionada de forma segura.

Chile es pionero en la región en materia de desalación de agua de mar “tenemos 24 plantas operando, una capacidad instalada de 9500 litros por segundo, es la mayor de la región pero al mismo tiempo no representa ni al 1% de la capacidad instalada que hay en el mundo”, señaló Rafael.

Lo que “es relevante no solo por generar un suministro de agua 24/7, también por las compañías mineras que incorporan las aguas desaladas. Lo que permite a su vez, liberar aguas continentales, que son las escazas y generan este estrés hídrico”, indició el vicepresidente de Acades.

La problemática está identificada “tenemos una oferta de agua que baja y una demanda que crece, se genera una brecha. La necesidad que tenemos es que hay es cubrir esa brecha con estas nuevas fuentes de agua, con el fin de dejar estas aguas continentales a usos ecosistémicos o de consumo de comunidades”, acotó Palacios.

Además, desde Arica hasta O’higgins hay otros 35 proyectos para combatir el estrés hídrico en diferentes faces de desarrollo, sin embargo “no tenemos un suministro de agua desalada para el sector agrícola, ese es un desafío“, acotó el vicepresidente de Acades.

Las lluvias de este año no dieron un respiro pero no una solución“, finalizó.

Ver artículo

Fuente: Pauta, Viernes 05 de Julio de 2024

TITULARES