Lunes, Julio 15, 2024

La importancia del Hidrógeno Verde para Chile

PORTAL INNOVA – Con una geografía ideal para su desarrollo y un importante avance en la inversión de infraestructura clave para las energías limpias, el país busca dominar el desarrollo de esta tecnología, que promete revolucionar la industria energética en el mundo.

Según el informe Climatescope 2023, ranking elaborado por BloombergNEF, Chile es uno de los tres países más atractivos para la inversión en energías limpias, siendo precedido sólo por India y China continental, dos de las economías en desarrollo más grandes del mundo.

Para Andrés Weinreich, gerente general de SunRoof, que Chile logre este nivel de presencia en rankings globales, responde a, por un lado, razones ambientales, al tener fuentes privilegiadas para la generación de energías renovables no convencionales y, por otro lado, a una decisión del Estado chileno que desde hace años ha fomentado el desarrollo de este tipo de proyectos a través de legislaciones e inversiones en la materia.

“Hemos sido capaces, como país, de ubicarnos a la vanguardia en materia de energías limpias, por lo que es oportuno comenzar a dar los siguientes pasos para desarrollar la tecnología que alimentará la economía mundial en el mediano y largo plazo: el hidrógeno. Y gracias al despliegue de energías renovables en nuestro país, es posible ser líderes en la generación de hidrógeno verde (H2V) en un futuro próximo”, declara Weinreich.

Luis Castillo, coordinador de Hidrógeno Verde de la Agencia de Sostenibilidad Energética (AgenciaSE), explica que Chile posee condiciones naturales excepcionales para la producción de hidrógeno verde: “El país cuenta con la radiación solar más alta del mundo en el desierto de Atacama y fuertes vientos en la Patagonia, lo que permite una generación de energía renovable eficiente y a bajo costo. Además, Chile tiene una infraestructura existente y en desarrollo que facilita la producción y exportación de H2V, como puertos y redes de transmisión”, argumenta Castillo.

Conscientes de aquello, en mayo pasado el gobierno presentó su Plan de Acción de Hidrógeno Verde 2030, una hoja de ruta que busca materializar la Estrategia Nacional de Hidrógeno Verde, lanzada en 2020, a través de medidas que conduzcan al despliegue de esta industria y sus derivados, con la que se estima que se abrirán oportunidades de inversión por $475 mil millones de dólares en los próximos diez años.

El coordinador de Hidrógeno Verde de la AgenciaSE destaca que el desarrollo de esta tecnología es fundamental para el país por diversas razones, por ejemplo, para avanzar en la descarbonización de la economía, ayudando a cumplir con los compromisos de carbono neutralidad para 2050. “También, el H2V puede transformar sectores industriales clave, como la minería y el transporte, que son difíciles de descarbonizar solo con electrificación. Finalmente, representa una oportunidad para diversificar la economía, generar empleos y atraer inversiones extranjeras”, comenta Castillo.

Impactos positivos para la economía chilena

Diversos expertos estiman que el despliegue del hidrógeno verde en Chile puede tener múltiples impactos para el país, al desarrollar una industria necesaria para el futuro mundial, tal como en algún momento lo fue el salitre o, hasta el día de hoy, el cobre y litio, este último elemento clave también para la electrificación del transporte en Chile y a nivel mundial.

“La ONU ha señalado que los combustibles fósiles (petróleo, gas y carbón) son responsables del 75% de las emisiones mundiales de gases de efecto invernadero y casi del 90% de todas las emisiones de dióxido de carbono. Es por ello que los esfuerzos están puestos en la des-fosilización de las economías, priorizando el desarrollo de energías limpias que mitiguen los efectos de la crisis”, expresa al respecto Felipe Muñoz, gerente de Proyectos e Innovación en SunRoof.

Luis Castillo coincide con ello y añade que además se pueden apreciar beneficios en materia social y económica con el desarrollo del H2V en el país: “Se espera que la industria del H2V genere un incremento del PIB y fomente la creación de empleo. Además, se proyecta que Chile podría convertirse en uno de los productores más baratos de H2V para la siguiente década, lo que abriría mercados de exportación significativos”, manifiesta y agrega que además esta industria generará nuevos empleos y promoverá el desarrollo de competencias en las regiones donde se desarrollen los proyectos.

En definitiva, los beneficios que puede generar el H2V en nuestra economía son diversos y variados e implicarán mejoras en la calidad de vida para los habitantes del país y en todo el mundo. Para poder capitalizar nuestro liderazgo en esta materia, Muñoz estima que el país debe actuar de manera oportuna, invirtiendo y generando oportunidades concretas para el desarrollo del combustible verde.

“Desde Chile se deben generar las normativas necesarias que permitan desplegar esta industria con reglas claras y comunes, a la vez que es necesario invertir en infraestructura clave para producir, almacenar y transportar eficientemente este nuevo vector energético”, resalta por su parte Muñoz.

En tanto, Castillo acentúa la importancia de la colaboración público-privada “para desarrollar proyectos y compartir conocimientos y tecnologías”, así como la relevancia de la inversión en la formación de profesionales capacitados para liderar y operar en la industria del H2V.

Acerca de SunRoof

SunRoof es una plataforma de Descarbonización Energética que busca acelerar la reducción de emisiones de carbono de las empresas, mediante el desarrollo, inversión directa y operación de diversas soluciones de energías sostenibles, partiendo con energía solar y sistemas de baterías. Desde esta base, ha logrado abastecer de energía limpia a sus clientes, entre los que destacan algunos de los principales grupos empresariales de la región y el mundo, como Nestlé, Goodyear, Femsa y Salcobrand, entre otros. Si bien hoy SunRoof busca invertir un promedio de US$1.5M por cliente, la ruta de desarrollo tiene un objetivo de 10 veces lo anterior, con lo que busca gestionar más de US$1Bn en soluciones sustentables a 2027. De esta forma, grupo SunRoof se posiciona como un partner estratégico de largo plazo para la transición energética hacia prácticas más sostenibles y responsables con el medioambiente.

Acerca de IntiTech:

Adicionalmente, y en búsqueda de un producto superior que eleve el impacto ESG de sus proyectos, en 2019 SunRoof sumó al grupo una nueva empresa tecnológica sustentable que busca ser un catalizador de cambio en la industria: IntiTech, cuya principal tecnología son robots que limpian paneles solares de forma remota y en seco, permitiendo mayor captación de radiación solar y eliminando el consumo de agua en estos procesos, así como también cualquier riesgo de accidente u operación humana.
Hoy, el Grupo SunRoof se encuentra en proceso de expansión en la región, con una fuerte presencia en México y Chile, así como diversos proyectos en carpeta en Colombia, Perú y Ecuador, a la vez que explora nuevas tecnologías que permitan una mayor eficiencia energética y la descarbonización de las industrias, contribuyendo así a los esfuerzos por mitigar los efectos del cambio climático.

Ver artículo

Fuente: Portal Innova, Jueves 06 de Junio de 2024

PORTAL INNOVA – Con una geografía ideal para su desarrollo y un importante avance en la inversión de infraestructura clave para las energías limpias, el país busca dominar el desarrollo de esta tecnología, que promete revolucionar la industria energética en el mundo.

Según el informe Climatescope 2023, ranking elaborado por BloombergNEF, Chile es uno de los tres países más atractivos para la inversión en energías limpias, siendo precedido sólo por India y China continental, dos de las economías en desarrollo más grandes del mundo.

Para Andrés Weinreich, gerente general de SunRoof, que Chile logre este nivel de presencia en rankings globales, responde a, por un lado, razones ambientales, al tener fuentes privilegiadas para la generación de energías renovables no convencionales y, por otro lado, a una decisión del Estado chileno que desde hace años ha fomentado el desarrollo de este tipo de proyectos a través de legislaciones e inversiones en la materia.

“Hemos sido capaces, como país, de ubicarnos a la vanguardia en materia de energías limpias, por lo que es oportuno comenzar a dar los siguientes pasos para desarrollar la tecnología que alimentará la economía mundial en el mediano y largo plazo: el hidrógeno. Y gracias al despliegue de energías renovables en nuestro país, es posible ser líderes en la generación de hidrógeno verde (H2V) en un futuro próximo”, declara Weinreich.

Luis Castillo, coordinador de Hidrógeno Verde de la Agencia de Sostenibilidad Energética (AgenciaSE), explica que Chile posee condiciones naturales excepcionales para la producción de hidrógeno verde: “El país cuenta con la radiación solar más alta del mundo en el desierto de Atacama y fuertes vientos en la Patagonia, lo que permite una generación de energía renovable eficiente y a bajo costo. Además, Chile tiene una infraestructura existente y en desarrollo que facilita la producción y exportación de H2V, como puertos y redes de transmisión”, argumenta Castillo.

Conscientes de aquello, en mayo pasado el gobierno presentó su Plan de Acción de Hidrógeno Verde 2030, una hoja de ruta que busca materializar la Estrategia Nacional de Hidrógeno Verde, lanzada en 2020, a través de medidas que conduzcan al despliegue de esta industria y sus derivados, con la que se estima que se abrirán oportunidades de inversión por $475 mil millones de dólares en los próximos diez años.

El coordinador de Hidrógeno Verde de la AgenciaSE destaca que el desarrollo de esta tecnología es fundamental para el país por diversas razones, por ejemplo, para avanzar en la descarbonización de la economía, ayudando a cumplir con los compromisos de carbono neutralidad para 2050. “También, el H2V puede transformar sectores industriales clave, como la minería y el transporte, que son difíciles de descarbonizar solo con electrificación. Finalmente, representa una oportunidad para diversificar la economía, generar empleos y atraer inversiones extranjeras”, comenta Castillo.

Impactos positivos para la economía chilena

Diversos expertos estiman que el despliegue del hidrógeno verde en Chile puede tener múltiples impactos para el país, al desarrollar una industria necesaria para el futuro mundial, tal como en algún momento lo fue el salitre o, hasta el día de hoy, el cobre y litio, este último elemento clave también para la electrificación del transporte en Chile y a nivel mundial.

“La ONU ha señalado que los combustibles fósiles (petróleo, gas y carbón) son responsables del 75% de las emisiones mundiales de gases de efecto invernadero y casi del 90% de todas las emisiones de dióxido de carbono. Es por ello que los esfuerzos están puestos en la des-fosilización de las economías, priorizando el desarrollo de energías limpias que mitiguen los efectos de la crisis”, expresa al respecto Felipe Muñoz, gerente de Proyectos e Innovación en SunRoof.

Luis Castillo coincide con ello y añade que además se pueden apreciar beneficios en materia social y económica con el desarrollo del H2V en el país: “Se espera que la industria del H2V genere un incremento del PIB y fomente la creación de empleo. Además, se proyecta que Chile podría convertirse en uno de los productores más baratos de H2V para la siguiente década, lo que abriría mercados de exportación significativos”, manifiesta y agrega que además esta industria generará nuevos empleos y promoverá el desarrollo de competencias en las regiones donde se desarrollen los proyectos.

En definitiva, los beneficios que puede generar el H2V en nuestra economía son diversos y variados e implicarán mejoras en la calidad de vida para los habitantes del país y en todo el mundo. Para poder capitalizar nuestro liderazgo en esta materia, Muñoz estima que el país debe actuar de manera oportuna, invirtiendo y generando oportunidades concretas para el desarrollo del combustible verde.

“Desde Chile se deben generar las normativas necesarias que permitan desplegar esta industria con reglas claras y comunes, a la vez que es necesario invertir en infraestructura clave para producir, almacenar y transportar eficientemente este nuevo vector energético”, resalta por su parte Muñoz.

En tanto, Castillo acentúa la importancia de la colaboración público-privada “para desarrollar proyectos y compartir conocimientos y tecnologías”, así como la relevancia de la inversión en la formación de profesionales capacitados para liderar y operar en la industria del H2V.

Acerca de SunRoof

SunRoof es una plataforma de Descarbonización Energética que busca acelerar la reducción de emisiones de carbono de las empresas, mediante el desarrollo, inversión directa y operación de diversas soluciones de energías sostenibles, partiendo con energía solar y sistemas de baterías. Desde esta base, ha logrado abastecer de energía limpia a sus clientes, entre los que destacan algunos de los principales grupos empresariales de la región y el mundo, como Nestlé, Goodyear, Femsa y Salcobrand, entre otros. Si bien hoy SunRoof busca invertir un promedio de US$1.5M por cliente, la ruta de desarrollo tiene un objetivo de 10 veces lo anterior, con lo que busca gestionar más de US$1Bn en soluciones sustentables a 2027. De esta forma, grupo SunRoof se posiciona como un partner estratégico de largo plazo para la transición energética hacia prácticas más sostenibles y responsables con el medioambiente.

Acerca de IntiTech:

Adicionalmente, y en búsqueda de un producto superior que eleve el impacto ESG de sus proyectos, en 2019 SunRoof sumó al grupo una nueva empresa tecnológica sustentable que busca ser un catalizador de cambio en la industria: IntiTech, cuya principal tecnología son robots que limpian paneles solares de forma remota y en seco, permitiendo mayor captación de radiación solar y eliminando el consumo de agua en estos procesos, así como también cualquier riesgo de accidente u operación humana.
Hoy, el Grupo SunRoof se encuentra en proceso de expansión en la región, con una fuerte presencia en México y Chile, así como diversos proyectos en carpeta en Colombia, Perú y Ecuador, a la vez que explora nuevas tecnologías que permitan una mayor eficiencia energética y la descarbonización de las industrias, contribuyendo así a los esfuerzos por mitigar los efectos del cambio climático.

Ver artículo

Fuente: Portal Innova, Jueves 06 de Junio de 2024

TITULARES