Jueves, Junio 24, 2021

Gerente de ESSBIO presentó a MOP O’Higgins el Plan de Inversiones 2021-2025

EL URBANO RURAL – Al respecto, el SEREMI Moisés Saravia indicó que “fue una excelente reunión donde se me ha presentado lo que es el plan de inversión futura de Essbio, todos estamos conscientes de que hay un problema de sequía no solo en la región, sino en el País y es fundamental poder anticiparse y tomar las acciones con tiempo.

En el quinquenio se invertirán $ 82.000 millones en la región.
En dependencias del MOP O’Higgins, el SEREMI de Obras Públicas Moisés Saravia, junto con el Jefe Regional de la Superintendencia de Servicios Sanitarios (SISS), Patricio Bustos, se reunieron con el Gerente Regional de Essbio, Víctor Hugo Bustamante, con el fin de conocer el plan de inversiones en infraestructura que ejecutará la empresa sanitaria y que permitirá mantener el suministro de agua potable a la comunidad, enfrentar el crecimiento de la ciudades y la escasez hídrica que afecta a la región.

Al respecto, el SEREMI Moisés Saravia indicó que “fue una excelente reunión donde se me ha presentado lo que es el plan de inversión futura de Essbio, todos estamos conscientes de que hay un problema de sequía no solo en la región, sino en el País y es fundamental poder anticiparse y tomar las acciones con tiempo. En esa línea, es que Essbio respondiendo a la exigencia de parte del Ministerio de Obras Públicas, ha programado una gran inversión de 82 mil millones de pesos, lo que permitirá construir nuevos pozos y eventualmente una planta desalinizadora en Pichilemu, resolviendo también el tema que hoy día se tiene de escasez de agua potable eventual en esa zona”.

Por su parte, el Gerente de Essbio, Víctor Hugo Bustamante, señaló que “el objetivo de la reunión fue contar todo el plan de inversiones que Essbio realizará en los próximos 5 años, para que el SEREMI conociera como estamos enfrentando la sequía, y además, como estas inversiones están impactando positivamente la calidad del servicio y también el crecimiento de la demanda en la región, que para este año, tenemos comprometido invertir cerca de $23 mil millones”.

Essbio es la mayor empresa sanitaria chilena regional, prestando servicios de producción y distribución de agua potable, recolección y tratamiento de aguas servidas a 800 mil clientes en las regiones de O’Higgins, Biobío y Ñuble. En O’Higgins, los clientes son más de 260 mil personas, que cuentan con una cobertura de Agua Potable de 99,5% y cobertura de Alcantarillado de 89%.

El foco de las inversiones se concentrará principalmente en nuevas fuentes productivas, construcción de estanques, proyectos de ampliación de plantas de aguas servidas y reemplazos en las redes de agua potable y alcantarillado. Estas inversiones permitirán anticiparse al crecimiento de la demanda, asegurar la calidad de servicio en todas las etapas productivas y continuidad del servicio integral de la empresa en beneficio de las personas, en un contexto de sequía y efectos adversos del cambio climático.

Las principales inversiones del quinquenio en materia de producción de agua potable destacan:

    • En los sistemas de Rancagua y Pichilemu se invertirá $ 23.511 millones, que incluye la construcción de 23 pozos para el sistema Machalí-Rancagua para enfrentar la sequía en los próximos años; en el sistema de Pichilemu se contempla la construcción de la primera desaladora en la zona, una planta de osmosis inversa que estará operando el segundo semestre de 2023. También se consideran obras en optimización, encalado y mejoras en Pre-Tratamiento, y se comenzarán a ejecutar las obras del nuevo alcantarillado de Pichilemu, que permitirá dar un paso trascendental en cuanto a mejorar la calidad de vida para las personas, con lo cual Essbio llegará a un 100% de cobertura en las localidades que atiende en la región de O’Higgins.
    • En disposición de Aguas Servidas se invertirá $ 17.923 millones, las principales obras son el aumento de capacidad de cuatro Plantas de Tratamiento de Aguas Servidas (Rancagua, Malloa, Chimbarongo, San Fernando).
    • En Distribución de Agua Potable y Recolección de Aguas Servidas se invertirá $ 20.200 millones, con obras en refuerzos y reemplazos de redes de Agua Potable que permitirán disminuir las discontinuidades y mejorar presiones, además de renovación de redes de alcantarillado.
    • Finalmente, se invertirá en proyectos de macromedidores, sensores y telemetría, así como también en planes de automatización ante eventos de turbiedad extrema, de manera de contar con alertas tempranas en captaciones superficiales y anticiparse ante episodios climáticos complejos. Se está trabajando en un acuerdo de colaboración con DGA para disponer los sensores en las instalaciones propias de la DGA en la cuenca del Cachapoal.

Patricio Bustos, Jefe de la SISS expresó respecto a la reunión que “el plan de inversiones de Essbio busca asegurar el agua potable a pesar de que haya sequía, tanto las inversiones de Rancagua-Machalí, como las que se van a ejecutar en Pichilemu, estarán siendo monitoreadas desde su origen, como en su ejecución final y nosotros como Superintendencia vamos a estar constantemente fiscalizando esas obras, verificando que la calidad del agua potable que se esté entregando en esas nuevas fuentes de agua, cumplan con los estándares y normas chilenas”.

Ver artículo

Fuente: El Urbano Rural, Viernes 14 de Mayo de 2021

EL URBANO RURAL – Al respecto, el SEREMI Moisés Saravia indicó que “fue una excelente reunión donde se me ha presentado lo que es el plan de inversión futura de Essbio, todos estamos conscientes de que hay un problema de sequía no solo en la región, sino en el País y es fundamental poder anticiparse y tomar las acciones con tiempo.

En el quinquenio se invertirán $ 82.000 millones en la región.
En dependencias del MOP O’Higgins, el SEREMI de Obras Públicas Moisés Saravia, junto con el Jefe Regional de la Superintendencia de Servicios Sanitarios (SISS), Patricio Bustos, se reunieron con el Gerente Regional de Essbio, Víctor Hugo Bustamante, con el fin de conocer el plan de inversiones en infraestructura que ejecutará la empresa sanitaria y que permitirá mantener el suministro de agua potable a la comunidad, enfrentar el crecimiento de la ciudades y la escasez hídrica que afecta a la región.

Al respecto, el SEREMI Moisés Saravia indicó que “fue una excelente reunión donde se me ha presentado lo que es el plan de inversión futura de Essbio, todos estamos conscientes de que hay un problema de sequía no solo en la región, sino en el País y es fundamental poder anticiparse y tomar las acciones con tiempo. En esa línea, es que Essbio respondiendo a la exigencia de parte del Ministerio de Obras Públicas, ha programado una gran inversión de 82 mil millones de pesos, lo que permitirá construir nuevos pozos y eventualmente una planta desalinizadora en Pichilemu, resolviendo también el tema que hoy día se tiene de escasez de agua potable eventual en esa zona”.

Por su parte, el Gerente de Essbio, Víctor Hugo Bustamante, señaló que “el objetivo de la reunión fue contar todo el plan de inversiones que Essbio realizará en los próximos 5 años, para que el SEREMI conociera como estamos enfrentando la sequía, y además, como estas inversiones están impactando positivamente la calidad del servicio y también el crecimiento de la demanda en la región, que para este año, tenemos comprometido invertir cerca de $23 mil millones”.

Essbio es la mayor empresa sanitaria chilena regional, prestando servicios de producción y distribución de agua potable, recolección y tratamiento de aguas servidas a 800 mil clientes en las regiones de O’Higgins, Biobío y Ñuble. En O’Higgins, los clientes son más de 260 mil personas, que cuentan con una cobertura de Agua Potable de 99,5% y cobertura de Alcantarillado de 89%.

El foco de las inversiones se concentrará principalmente en nuevas fuentes productivas, construcción de estanques, proyectos de ampliación de plantas de aguas servidas y reemplazos en las redes de agua potable y alcantarillado. Estas inversiones permitirán anticiparse al crecimiento de la demanda, asegurar la calidad de servicio en todas las etapas productivas y continuidad del servicio integral de la empresa en beneficio de las personas, en un contexto de sequía y efectos adversos del cambio climático.

Las principales inversiones del quinquenio en materia de producción de agua potable destacan:

    • En los sistemas de Rancagua y Pichilemu se invertirá $ 23.511 millones, que incluye la construcción de 23 pozos para el sistema Machalí-Rancagua para enfrentar la sequía en los próximos años; en el sistema de Pichilemu se contempla la construcción de la primera desaladora en la zona, una planta de osmosis inversa que estará operando el segundo semestre de 2023. También se consideran obras en optimización, encalado y mejoras en Pre-Tratamiento, y se comenzarán a ejecutar las obras del nuevo alcantarillado de Pichilemu, que permitirá dar un paso trascendental en cuanto a mejorar la calidad de vida para las personas, con lo cual Essbio llegará a un 100% de cobertura en las localidades que atiende en la región de O’Higgins.
    • En disposición de Aguas Servidas se invertirá $ 17.923 millones, las principales obras son el aumento de capacidad de cuatro Plantas de Tratamiento de Aguas Servidas (Rancagua, Malloa, Chimbarongo, San Fernando).
    • En Distribución de Agua Potable y Recolección de Aguas Servidas se invertirá $ 20.200 millones, con obras en refuerzos y reemplazos de redes de Agua Potable que permitirán disminuir las discontinuidades y mejorar presiones, además de renovación de redes de alcantarillado.
    • Finalmente, se invertirá en proyectos de macromedidores, sensores y telemetría, así como también en planes de automatización ante eventos de turbiedad extrema, de manera de contar con alertas tempranas en captaciones superficiales y anticiparse ante episodios climáticos complejos. Se está trabajando en un acuerdo de colaboración con DGA para disponer los sensores en las instalaciones propias de la DGA en la cuenca del Cachapoal.

Patricio Bustos, Jefe de la SISS expresó respecto a la reunión que “el plan de inversiones de Essbio busca asegurar el agua potable a pesar de que haya sequía, tanto las inversiones de Rancagua-Machalí, como las que se van a ejecutar en Pichilemu, estarán siendo monitoreadas desde su origen, como en su ejecución final y nosotros como Superintendencia vamos a estar constantemente fiscalizando esas obras, verificando que la calidad del agua potable que se esté entregando en esas nuevas fuentes de agua, cumplan con los estándares y normas chilenas”.

Ver artículo

Fuente: El Urbano Rural, Viernes 14 de Mayo de 2021

TITULARES

X