Domingo, Mayo 16, 2021

Estudio revela que regiones lluviosas de Chile concentran mayor déficit de agua potable

DIARIO FINANCIERO – En su trabajo por buscar soluciones para personas que residen en una vivienda sin servicios sanitarios básicos, la Mesa Nº1 del programa Compromiso País, convocado por el gobierno, realizó un diagnóstico que señala que más de 1,1 millones de chilenos viven sin agua potable o sistemas de evacuación de aguas servidas en sus hogares. Los sectores rurales son los más afectados: más de 300 mil hogares con déficit en este ámbito.

En el análisis, que se realizó a partir de la recolección y análisis detallado de datos de Casen, Censo, Registro Social de Hogares, Programa APR MOP, entre otros, participaron representantes de los ministerios de Obras Públicas y de Desarrollo Social, de la empresa Quiñenco, la Universidad Católica, la Fundación para la Superación de la Pobreza y la Fundación Huella Local.

Una de las primeras conclusiones de la mesa es que la falta de acceso a agua potable o baño no está relacionada exclusivamente con la escasez hídrica, sino con problemas en la capacidad de gestión del agua por los procesos administrativos asociados, como los sistemas de Agua Potable Rural (APR).

“En detalle, se visualizó que en promedio, un sistema de Agua Potable Rural se demora 5 años en ejecutarse. El 56% de este tiempo es solo en tramitación. Además de esto, existe un problema de recursos para preinversión y factibilidad, especialmente asociado a los diseños necesarios para la postulación a fondos públicos”, explicó Pilar Phillips, directora ejecutiva de la Mesa Nº1.

Índices de pobreza

Junto a esto, la instancia detectó otros problemas, como la falta de coordinación de actores, priorización poco clara para la asignación de los recursos y la falta de datos e información.

Una de las pruebas de los problemas de gestión, es que las regiones que concentran el mayor déficit de acceso a agua potable segura se ubican en zonas lluviosas del sur, en específico: Biobío, La Araucanía y Los Lagos.

“En estas regiones se concentran, a su vez, significativos índices de pobreza multidimensional, contemplando el problema no sólo como falta de acceso a servicios básicos, sino como un problema más complejo y global”, dijo Philip.

Más en detalle, los cinco municipios que concentran mayor déficit de acceso a agua potable son: Los Ángeles, Padre de las Casas, Villarrica, Panguipulli y Freire.

Proyectos de mejora en curso

Diego Bacigalupo, gerente de Desarrollo de Quiñenco, señaló que el análisis se realizó en el marco del trabajo de Compromiso País, como iniciativa público-privada convocada por el Gobierno, con el objetivo de trabajar en medidas concretas que contribuyan a resolver diversos problemas asociados a la pobreza multidimensional en la que viven millones de chilenos.

Detalló que la mesa presentó alrededor de 30 propuestas de acción en diferentes ámbitos, y actualmente se encuentran trabajando en tres líneas específicas para mejorar esta situación.

En primer lugar, Bacigalupo señaló que se encuentran colaborando con la Mesa Nacional del Agua, para que se levanten propuestas específicas que permitan acortar los tiempos de tramitación de los APR mediante una mejor gestión de los procesos involucrados, es decir, para buscar que los procesos para establecer agua potable sean mucho más eficientes.

Un segundo eje ha sido el desarrollo de pilotos regionales. “Para ello, se crearon mesas regionales en Tarapacá, Coquimbo, Valparaíso, Biobío y La Araucanía, que son lideradas por el Seremi de Obras Públicas de cada región y cuentan con el sector académico, empresas privadas, sanitarias y fundaciones. En cada región se identificó una comuna prioritaria para la implementación de un programa piloto con la finalidad de atender las problemáticas asociadas a la carencia de agua o de adecuada evacuación de aguas servidas”, explicó el gerente.

Bacigalupo detalló además que se está trabajando con el Programa Agua Rural. Esto, dijo, “para que en cada una de las comunas donde desarrollemos pilotos se implemente además un sistema de automatización y gestión remota que permita hacer un uso mucho más eficiente del agua y de los equipos asociados.

El ejecutivo destacó que este programa se está trabajando en colaboración con la empresa WeTechs y la Fundación Anglo American.

Ver artículo

Fuente: Diario Financiero, Jueves 04 de Febrero de 2021

DIARIO FINANCIERO – En su trabajo por buscar soluciones para personas que residen en una vivienda sin servicios sanitarios básicos, la Mesa Nº1 del programa Compromiso País, convocado por el gobierno, realizó un diagnóstico que señala que más de 1,1 millones de chilenos viven sin agua potable o sistemas de evacuación de aguas servidas en sus hogares. Los sectores rurales son los más afectados: más de 300 mil hogares con déficit en este ámbito.

En el análisis, que se realizó a partir de la recolección y análisis detallado de datos de Casen, Censo, Registro Social de Hogares, Programa APR MOP, entre otros, participaron representantes de los ministerios de Obras Públicas y de Desarrollo Social, de la empresa Quiñenco, la Universidad Católica, la Fundación para la Superación de la Pobreza y la Fundación Huella Local.

Una de las primeras conclusiones de la mesa es que la falta de acceso a agua potable o baño no está relacionada exclusivamente con la escasez hídrica, sino con problemas en la capacidad de gestión del agua por los procesos administrativos asociados, como los sistemas de Agua Potable Rural (APR).

“En detalle, se visualizó que en promedio, un sistema de Agua Potable Rural se demora 5 años en ejecutarse. El 56% de este tiempo es solo en tramitación. Además de esto, existe un problema de recursos para preinversión y factibilidad, especialmente asociado a los diseños necesarios para la postulación a fondos públicos”, explicó Pilar Phillips, directora ejecutiva de la Mesa Nº1.

Índices de pobreza

Junto a esto, la instancia detectó otros problemas, como la falta de coordinación de actores, priorización poco clara para la asignación de los recursos y la falta de datos e información.

Una de las pruebas de los problemas de gestión, es que las regiones que concentran el mayor déficit de acceso a agua potable segura se ubican en zonas lluviosas del sur, en específico: Biobío, La Araucanía y Los Lagos.

“En estas regiones se concentran, a su vez, significativos índices de pobreza multidimensional, contemplando el problema no sólo como falta de acceso a servicios básicos, sino como un problema más complejo y global”, dijo Philip.

Más en detalle, los cinco municipios que concentran mayor déficit de acceso a agua potable son: Los Ángeles, Padre de las Casas, Villarrica, Panguipulli y Freire.

Proyectos de mejora en curso

Diego Bacigalupo, gerente de Desarrollo de Quiñenco, señaló que el análisis se realizó en el marco del trabajo de Compromiso País, como iniciativa público-privada convocada por el Gobierno, con el objetivo de trabajar en medidas concretas que contribuyan a resolver diversos problemas asociados a la pobreza multidimensional en la que viven millones de chilenos.

Detalló que la mesa presentó alrededor de 30 propuestas de acción en diferentes ámbitos, y actualmente se encuentran trabajando en tres líneas específicas para mejorar esta situación.

En primer lugar, Bacigalupo señaló que se encuentran colaborando con la Mesa Nacional del Agua, para que se levanten propuestas específicas que permitan acortar los tiempos de tramitación de los APR mediante una mejor gestión de los procesos involucrados, es decir, para buscar que los procesos para establecer agua potable sean mucho más eficientes.

Un segundo eje ha sido el desarrollo de pilotos regionales. “Para ello, se crearon mesas regionales en Tarapacá, Coquimbo, Valparaíso, Biobío y La Araucanía, que son lideradas por el Seremi de Obras Públicas de cada región y cuentan con el sector académico, empresas privadas, sanitarias y fundaciones. En cada región se identificó una comuna prioritaria para la implementación de un programa piloto con la finalidad de atender las problemáticas asociadas a la carencia de agua o de adecuada evacuación de aguas servidas”, explicó el gerente.

Bacigalupo detalló además que se está trabajando con el Programa Agua Rural. Esto, dijo, “para que en cada una de las comunas donde desarrollemos pilotos se implemente además un sistema de automatización y gestión remota que permita hacer un uso mucho más eficiente del agua y de los equipos asociados.

El ejecutivo destacó que este programa se está trabajando en colaboración con la empresa WeTechs y la Fundación Anglo American.

Ver artículo

Fuente: Diario Financiero, Jueves 04 de Febrero de 2021

Lo más reciente

CATEGORÍAS

X