Domingo, Enero 29, 2023

El explosivo aumento urbano de Punta Arenas

EL PINGÜINO – La comuna es una de las pocas a nivel nacional que divide sus sectores por barrios, como por ejemplo, Barrio Sur, Norte, 18, entre otros, los cuales han visto como desde 1988 han aumentado en su tamaño y población, en base a esto, es que hay un “plan maestro” que busca “ordenar la casa” y proyectar un crecimiento hasta el año 2050.

Un ambicioso plan está llevando adelante el municipio de Punta Arenas ante el explosivo aumento periurbano que ha vivido en los últimos años y que se ha traducido en un sinnúmero de dificultades para poder llevar adelante los distintos requerimientos de la comuna.

Accesos a los distintos sitios, parcelas o lugares donde se están creando estos nuevos asentamientos en la capital regional es uno de aquellos desafíos, donde en más de una oportunidad se han topado con dificultades, principalmente por los denominados “loteos brujos”, estos que subdividen una parcelación de 5 mil metros cuadrados y son vendidas con promesas que muchas veces no se logran cumplir en el corto plazo.

Si bien, existe una normativa que no permite subdividir y vender un loteo que sea inferior a 5 mil metros cuadrados, hay gente que sí lo realiza y es allí, donde el municipio quiere comenzar a poner orden, principalmente para poder -a futuro- entregar los servicios que dichas nuevas comunidades requieran.

“Estos ‘loteos brujos’ van a necesitar de caminos públicos, servicios de agua, luz y alcantarillado, gas, recolección de residuos y un sinfín de otras cosas que toma tiempo analizar y concretar y muchas veces, quienes realizan estas ventas de loteos brujos, lo hacen prometiendo que el municipio llegará en un corto plazo con los servicios básicos y muchas veces no es así, no porque no queramos, sino, porque hay dificultades técnicas que nos impiden poder llegar con la rapidez que la comunidad espera”, explicó el alcalde de Punta Arenas, Claudio Radonich.

Efectivamente, desde el 2017, la capital regional ha aumentado en 4 mil sus viviendas, lo cual, si se promedia una familia de 4 personas, hablamos de que la población al menos creció en 16 mil habitantes, además de aquello, hay que observar la tasa de desplazamiento de los nuevos habitantes y aquellos que logran su independencia desde los hogares de sus padres.

Allí han sido distintos los barrios que han ido creciendo, mientras otros, se han logrado mantener.

Dos sectores que sin lugar a dudas han sufrido una expansión en su población ha sido el Barrio Sur y también el Barrio 18 de Septiembre.

La forma más sencilla de poder constatar este aumento poblacional que han vivido en el sector sur de Punta Arenas, es el aumento en el tráfico y los tiempos que demora el acceder desde esas zonas al centro de la comuna, lo cual quedó demostrado en el último estudio realizado por el Ministerio de Transportes y Telecomunicaciones a través del Programa de Vialidad y Transporte Urbano (Sectra) que demostró un aumento en los tiempos de traslados de Punta Arenas, los cuales ya alcanzan los 10 minutos.

En palabras simples, si una persona vivía en el sector de Río de Los Ciervos, al sur de la ciudad, y hasta hace un par de años, demoraba en promedio 10 minutos en acceder al centro de la capital regional, eso ahora, toma 20 minutos, además sin contar las circunstancias anexas que pueda haber en el trayecto como son los posibles accidentes de tránsito.

Ahora si lo llevamos un poco más cercano a la urbe, en los propios Barrio 18 y Barrio Sur, que demoraban en promedio 7 a 15 minutos acceder al centro de Punta Arenas en transporte público, hoy aquello está demorando entre 17 a 30 minutos.

La expansión urbana que tuvo Punta Arenas en los últimos 20 años ha sido de forma desordenada, sin tener en consideración aspectos tan relevantes como el flujo de movilidad de los habitantes además por supuesto, como hacíamos mención anteriormente, la problemática del acceso a servicios básicos.

Por este motivo, el Municipio está llevando a cabo mesas de trabajos multisectoriales para poder poner en “orden” la distribución urbana de la ciudad, con una planificación que se ha establecido como tiempo de ejecución 2030-2050, dejando en claro cuáles van a ser los límites que la comuna deberá poner para no seguir aumentando su expansión además de clarificar también el uso que tendrá cada uno de los terrenos y no tener, por ejemplo, situaciones como las que se viven en el sector de Barranco Amarillo, donde desde la Ruta 9 Norte hacia la costa, se encuentran las casas habitaciones de los residentes de ese sector y de la misma Ruta9 Norte hacia el cerro, la masificación industrial de terrenos, los cuales han dejado al descubierto la falta de planificación sectorial “Con este plan lo que buscamos es ‘ordenar la casa’, en que sentido, en sentar las bases de trabajo con un plano general de la comuna, con sus límites claros y establecidos y ejecutando de manera ordenada las cosas, por ejemplo, si identificamos en el sector de Cabo Negro, se va a instalar la planta de Hidrógeno Verde, tenemos la planta de ENAP y habrá un polo de desarrollo tecnológico en ese sector, no podemos permitir que también se creen viviendas, porque se contraponen los sentidos”, explicó el director de la Secretaría Comunal de Planificación (Secplan) del municipio, Álvaro Guzmán.
“Al tener claridad de cuáles van a ser los usos que se les darán a los distintos terrenos en la comuna, podemos comenzar a planificar entonces lo que va ser los servicios que se van a requerir en cada zona, identificar por ejemplo, cuáles van a ser las calles públicas, donde deberán ir los alumbrados públicos, que los ingenieros nos puedan indicar por que sector es mejor llevar todo lo que corresponde al servicio de agua, gas y alcantarillado, entre otras cosas”, manifestó Radonich.

El alcalde agregó que “a eso también nosotros como municipio debemos proyectar las próximas plazas de juego para los niños, los lugares donde podemos poner locales comerciales, servicios varios, supermercados, una Compañía de Bomberos, un Cesfam, colegios, en fin, un montón de servicios que finalmente buscarán que la gente esté lo más cómoda posible en su sector y que si se van a trasladar de un punto a otro, sea por cosas puntuales, situación que con el desorden que hubo antes del 2017 no se planifico y hoy vemos las consecuencias”.

Para la asesora urbana de la Municipalidad de Punta Arenas, Ángela Salazar, el aspecto más relevante de este proyecto 2020-2050 es que puedan confluir en un solo mapa territorial todos los servicios públicos.

La profesional señaló que “lo que queremos hacer con esto, además de todo lo que se explicó anteriormente, es poder sentar las bases de un ‘mapa maestro’ e ir llenándolo con los requerimientos de cada servicio, por ejemplo, tendremos pronto una reunión con Serviu y Minvu para precisamente, saber que requieren ellos por parte de la planificación territorial municipal y por nuestro lado, saber que quieren hacer ellos en la comuna, donde lo quieren hacer y el por qué lo quieren hacer, cosa de ir, entre todos llenando cada una de las piezas de este mapa y así tener un orden y claridad de hacia dónde hay que apuntar”, explicó Salazar, quien agregó, “el desafío es enorme, pero planificando todo, trabajando con todos los servicios de la comuna, será finalmente beneficioso para la comunidad y para las próximas administraciones”.

Otro punto también que está en maqueta es el trabajo de los accesos a estos nuevos asentamientos, desde el norte, ingresando a Punta Arenas, como también habilitar accesos en el sector sur para descongestionar otras arterias que actualmente se ven afectadas por las altas afluencias de tránsito y transporte público.

En este punto, el alcalde Radonich es enfático en señalar que hubo un grave error en la planificación de calles. “Actualmente nos encontramos con calles demasiado pequeñas, donde si estacionas un vehículo afuera de tu casa, entorpeces el tránsito o directamente lo dificultas. Hemos visto lamentablemente que en emergencias, Bomberos o el SAMU no pueden llegar hasta el lugar afectado porque no tienen como entrar, los pasajes o calles son muy pequeñas o directamente no existen y hay un difícil acceso para estos servicios de emergencia”, añade además que “por otro lado, tenemos dos vías de acceso a la ciudad, la Costanera y la Avenida Frei, pero nadie recuerda que estamos luchando y llevamos tiempo en eso para agregar la Avenida Circunvalación, la cual será mucho más amplia y ayudará a descongestionar estos accesos a la ciudad”.

Efectivamente, la planificación de la construcción de la Avenida Circunvalación se estima alcance un ancho de calzada de 40 a 50 metros para así poder tener la cantidad de pistas de ida y regreso suficiente y evitar imágenes que vemos a diario en horarios punta en Avenida Frei con tacos que retrasan el transito en promedio entre 20 a 30 minutos.

Además de lo anterior, también se encuentra en carpeta la planificación de nuevos accesos hacia el sector sur, viniendo por calle 21 de Mayo, la cual también buscará descongestionar avenidas como Martínez de Aldunate, Salvador Allende y Prat.

Finalmente, consultados por los desafíos a corto plazo, los tres entrevistados coinciden en que estos deben ser hacer llegar pronto (no se comprometen en posibles plazos) los servicios básicos de luz, agua y gas a sectores periurbanos como lo son el sector del Andino, a mediano plazo, poder concretar las distintas mesas de trabajo para continuar trabajando en el “mapa maestro” para tener claridad de los puntos que se deben trabajar y de la manera en las que se debe realizar para finalmente, poder ver a futuro una ciudad ordenada e interconectada, con todos los sectores con sus servicios necesarios.

Finalmente Radonich enfatiza en que “lo que queremos es que el puntarenense pueda volver a retomar ese sentido de pertenencia, que vea una ciudad ordenada, fluyendo y diga, Punta Arenas es por lejos la mejor ciudad del mundo”.

Ver artículo

Fuente: El Pingüino, Lunes 13 de Septiembre de 2021

EL PINGÜINO – La comuna es una de las pocas a nivel nacional que divide sus sectores por barrios, como por ejemplo, Barrio Sur, Norte, 18, entre otros, los cuales han visto como desde 1988 han aumentado en su tamaño y población, en base a esto, es que hay un “plan maestro” que busca “ordenar la casa” y proyectar un crecimiento hasta el año 2050.

Un ambicioso plan está llevando adelante el municipio de Punta Arenas ante el explosivo aumento periurbano que ha vivido en los últimos años y que se ha traducido en un sinnúmero de dificultades para poder llevar adelante los distintos requerimientos de la comuna.

Accesos a los distintos sitios, parcelas o lugares donde se están creando estos nuevos asentamientos en la capital regional es uno de aquellos desafíos, donde en más de una oportunidad se han topado con dificultades, principalmente por los denominados “loteos brujos”, estos que subdividen una parcelación de 5 mil metros cuadrados y son vendidas con promesas que muchas veces no se logran cumplir en el corto plazo.

Si bien, existe una normativa que no permite subdividir y vender un loteo que sea inferior a 5 mil metros cuadrados, hay gente que sí lo realiza y es allí, donde el municipio quiere comenzar a poner orden, principalmente para poder -a futuro- entregar los servicios que dichas nuevas comunidades requieran.

“Estos ‘loteos brujos’ van a necesitar de caminos públicos, servicios de agua, luz y alcantarillado, gas, recolección de residuos y un sinfín de otras cosas que toma tiempo analizar y concretar y muchas veces, quienes realizan estas ventas de loteos brujos, lo hacen prometiendo que el municipio llegará en un corto plazo con los servicios básicos y muchas veces no es así, no porque no queramos, sino, porque hay dificultades técnicas que nos impiden poder llegar con la rapidez que la comunidad espera”, explicó el alcalde de Punta Arenas, Claudio Radonich.

Efectivamente, desde el 2017, la capital regional ha aumentado en 4 mil sus viviendas, lo cual, si se promedia una familia de 4 personas, hablamos de que la población al menos creció en 16 mil habitantes, además de aquello, hay que observar la tasa de desplazamiento de los nuevos habitantes y aquellos que logran su independencia desde los hogares de sus padres.

Allí han sido distintos los barrios que han ido creciendo, mientras otros, se han logrado mantener.

Dos sectores que sin lugar a dudas han sufrido una expansión en su población ha sido el Barrio Sur y también el Barrio 18 de Septiembre.

La forma más sencilla de poder constatar este aumento poblacional que han vivido en el sector sur de Punta Arenas, es el aumento en el tráfico y los tiempos que demora el acceder desde esas zonas al centro de la comuna, lo cual quedó demostrado en el último estudio realizado por el Ministerio de Transportes y Telecomunicaciones a través del Programa de Vialidad y Transporte Urbano (Sectra) que demostró un aumento en los tiempos de traslados de Punta Arenas, los cuales ya alcanzan los 10 minutos.

En palabras simples, si una persona vivía en el sector de Río de Los Ciervos, al sur de la ciudad, y hasta hace un par de años, demoraba en promedio 10 minutos en acceder al centro de la capital regional, eso ahora, toma 20 minutos, además sin contar las circunstancias anexas que pueda haber en el trayecto como son los posibles accidentes de tránsito.

Ahora si lo llevamos un poco más cercano a la urbe, en los propios Barrio 18 y Barrio Sur, que demoraban en promedio 7 a 15 minutos acceder al centro de Punta Arenas en transporte público, hoy aquello está demorando entre 17 a 30 minutos.

La expansión urbana que tuvo Punta Arenas en los últimos 20 años ha sido de forma desordenada, sin tener en consideración aspectos tan relevantes como el flujo de movilidad de los habitantes además por supuesto, como hacíamos mención anteriormente, la problemática del acceso a servicios básicos.

Por este motivo, el Municipio está llevando a cabo mesas de trabajos multisectoriales para poder poner en “orden” la distribución urbana de la ciudad, con una planificación que se ha establecido como tiempo de ejecución 2030-2050, dejando en claro cuáles van a ser los límites que la comuna deberá poner para no seguir aumentando su expansión además de clarificar también el uso que tendrá cada uno de los terrenos y no tener, por ejemplo, situaciones como las que se viven en el sector de Barranco Amarillo, donde desde la Ruta 9 Norte hacia la costa, se encuentran las casas habitaciones de los residentes de ese sector y de la misma Ruta9 Norte hacia el cerro, la masificación industrial de terrenos, los cuales han dejado al descubierto la falta de planificación sectorial “Con este plan lo que buscamos es ‘ordenar la casa’, en que sentido, en sentar las bases de trabajo con un plano general de la comuna, con sus límites claros y establecidos y ejecutando de manera ordenada las cosas, por ejemplo, si identificamos en el sector de Cabo Negro, se va a instalar la planta de Hidrógeno Verde, tenemos la planta de ENAP y habrá un polo de desarrollo tecnológico en ese sector, no podemos permitir que también se creen viviendas, porque se contraponen los sentidos”, explicó el director de la Secretaría Comunal de Planificación (Secplan) del municipio, Álvaro Guzmán.
“Al tener claridad de cuáles van a ser los usos que se les darán a los distintos terrenos en la comuna, podemos comenzar a planificar entonces lo que va ser los servicios que se van a requerir en cada zona, identificar por ejemplo, cuáles van a ser las calles públicas, donde deberán ir los alumbrados públicos, que los ingenieros nos puedan indicar por que sector es mejor llevar todo lo que corresponde al servicio de agua, gas y alcantarillado, entre otras cosas”, manifestó Radonich.

El alcalde agregó que “a eso también nosotros como municipio debemos proyectar las próximas plazas de juego para los niños, los lugares donde podemos poner locales comerciales, servicios varios, supermercados, una Compañía de Bomberos, un Cesfam, colegios, en fin, un montón de servicios que finalmente buscarán que la gente esté lo más cómoda posible en su sector y que si se van a trasladar de un punto a otro, sea por cosas puntuales, situación que con el desorden que hubo antes del 2017 no se planifico y hoy vemos las consecuencias”.

Para la asesora urbana de la Municipalidad de Punta Arenas, Ángela Salazar, el aspecto más relevante de este proyecto 2020-2050 es que puedan confluir en un solo mapa territorial todos los servicios públicos.

La profesional señaló que “lo que queremos hacer con esto, además de todo lo que se explicó anteriormente, es poder sentar las bases de un ‘mapa maestro’ e ir llenándolo con los requerimientos de cada servicio, por ejemplo, tendremos pronto una reunión con Serviu y Minvu para precisamente, saber que requieren ellos por parte de la planificación territorial municipal y por nuestro lado, saber que quieren hacer ellos en la comuna, donde lo quieren hacer y el por qué lo quieren hacer, cosa de ir, entre todos llenando cada una de las piezas de este mapa y así tener un orden y claridad de hacia dónde hay que apuntar”, explicó Salazar, quien agregó, “el desafío es enorme, pero planificando todo, trabajando con todos los servicios de la comuna, será finalmente beneficioso para la comunidad y para las próximas administraciones”.

Otro punto también que está en maqueta es el trabajo de los accesos a estos nuevos asentamientos, desde el norte, ingresando a Punta Arenas, como también habilitar accesos en el sector sur para descongestionar otras arterias que actualmente se ven afectadas por las altas afluencias de tránsito y transporte público.

En este punto, el alcalde Radonich es enfático en señalar que hubo un grave error en la planificación de calles. “Actualmente nos encontramos con calles demasiado pequeñas, donde si estacionas un vehículo afuera de tu casa, entorpeces el tránsito o directamente lo dificultas. Hemos visto lamentablemente que en emergencias, Bomberos o el SAMU no pueden llegar hasta el lugar afectado porque no tienen como entrar, los pasajes o calles son muy pequeñas o directamente no existen y hay un difícil acceso para estos servicios de emergencia”, añade además que “por otro lado, tenemos dos vías de acceso a la ciudad, la Costanera y la Avenida Frei, pero nadie recuerda que estamos luchando y llevamos tiempo en eso para agregar la Avenida Circunvalación, la cual será mucho más amplia y ayudará a descongestionar estos accesos a la ciudad”.

Efectivamente, la planificación de la construcción de la Avenida Circunvalación se estima alcance un ancho de calzada de 40 a 50 metros para así poder tener la cantidad de pistas de ida y regreso suficiente y evitar imágenes que vemos a diario en horarios punta en Avenida Frei con tacos que retrasan el transito en promedio entre 20 a 30 minutos.

Además de lo anterior, también se encuentra en carpeta la planificación de nuevos accesos hacia el sector sur, viniendo por calle 21 de Mayo, la cual también buscará descongestionar avenidas como Martínez de Aldunate, Salvador Allende y Prat.

Finalmente, consultados por los desafíos a corto plazo, los tres entrevistados coinciden en que estos deben ser hacer llegar pronto (no se comprometen en posibles plazos) los servicios básicos de luz, agua y gas a sectores periurbanos como lo son el sector del Andino, a mediano plazo, poder concretar las distintas mesas de trabajo para continuar trabajando en el “mapa maestro” para tener claridad de los puntos que se deben trabajar y de la manera en las que se debe realizar para finalmente, poder ver a futuro una ciudad ordenada e interconectada, con todos los sectores con sus servicios necesarios.

Finalmente Radonich enfatiza en que “lo que queremos es que el puntarenense pueda volver a retomar ese sentido de pertenencia, que vea una ciudad ordenada, fluyendo y diga, Punta Arenas es por lejos la mejor ciudad del mundo”.

Ver artículo

Fuente: El Pingüino, Lunes 13 de Septiembre de 2021

TITULARES