Sábado, Enero 28, 2023

Crisis hídrica en la RM: ¿Qué pasa con los grandes proyectos en la cordillera?

EL DESCONCIERTO – El abastecimiento de agua potable para la capital del país está en duda. Mientras autoridades regionales se preparan para un posible racionamiento en la Región Metropolitana, comunidades ponen la alerta ante dos proyectos que continúan avanzando, y que han sido cuestionados por su posible efecto en la disponibilidad de agua: Alto Maipo y Los Bronces Integrado.

El proyecto minero para expandir la faena de Los Bronces, se vio envuelto en polémica en enero cuando funcionarios del Servicio de Evaluación Ambiental (SEA) denunciaron una extensión “cuestionable” del proceso de evaluación del proyecto, justo cuando debía publicarse un documento que recomendaba su rechazo. Desde el Gobierno Metropolitano también manifestaron preocupación por considerar que el proyecto “afecta los glaciares de la alta cordillera, que son la fuente de agua para los próximos 50 años en la Región Metropolitana”.

El gobernador de la RM, Claudio Orrego, también manifestó sus dudas ante el proyecto hidroeléctrico Alto Maipo, que planifica su inicio de operaciones para marzo. El gobernador se sumó a una demanda civil presentada para que se anule el convenio firmado entre Alto Maipo y la sanitaria Aguas Andinas, y que permite el uso de agua potable para la generación hidroeléctrica.

El proyecto Los Bronces Integrado

Los Bronces Integrado es un gran proyecto en la cordillera entre Santiago y Valparaíso, que busca ampliar el cordón minero de Anglo American con una mina subterránea que cruza por debajo del santuario Yerba Loca, conectándose a la mina Los Bronces. Por su ubicación cercana a glaciares que son las fuentes de agua dulce para la región, organizaciones ambientales han levantado la alerta. Ya un estudio del 2010 demostraba la afectación del rajo actual de Los Bronces en los glaciares de la zona.

El proceso de evaluación del proyecto comenzó en el 2019 y acumula observaciones de distintos servicios del estado que solicitan a los titulares un mayor y mejor monitoreo de la posible afectación al recurso hídrico y a la calidad del aire, dada la delicada situación hídrica y de contaminación que vive la Región Metropolitana. Y mientras desde Anglo American consideran haber respondido todas las dudas, funcionarios del SEA encargados de la evaluación tenían redactado un informe que recomendaba rechazar el proyecto evaluando todos los antecedentes. Justo cuando debía publicarse el informe y dar por cerrada la evaluación, se abrió un nuevo proceso de participación ciudadana, despertando malestar entre funcionarios del servicio, que publicaron una carta abierta cuestionando la decisión.

Uno de los organismos que se pronunció sobre el proyecto fue la Gobernación Regional Metropolitana, que en su informe de noviembre del 2021 concluye que “el proyecto en evaluación se relaciona de manera perjudicial con el objetivo estratégico de promover el uso sustentable y estratégico de agua en la Región”. Consultados sobre su posición actual con respecto al proyecto, desde el Gobierno Regional consideran que afecta los glaciares de la alta cordillera, que son la fuente de agua para los próximos 50 años en la Región Metropolitana. También declaran coincidir con el informe de la Subsecretaría de Salud, que señala el aumento significativo de la contaminación del aire debido al proyecto, y los efectos negativos que esto tendría en la salud de la población.

Abierto este nuevo proceso de participación ciudadana en el proyecto, desde la comunidad organizada declararon estar de acuerdo con la molestia de los funcionarios del SEA. “Nosotros pedimos que se abriera un proceso de participación ciudadana en el 2020 para hacer observaciones y el director del SEA dijo que no procedía. Y ahora ya se está acabando el proceso de evaluación abren esta instancia de participación ciudadana en que la empresa ni siquiera puede presentar nuevos informes porque ya se acabaron los plazos. Entonces la motivación es muy rara. De todas formas estamos preparando las observaciones para presentar, mientras esperamos las respuestas al recurso de protección que interpusimos ante la justicia contra el proyecto”, explica Rossana Caldana, representante de la Corporación Camino a Farellones. proyectos

Demanda contra Alto Maipo

Otro de los proyectos de gran envergadura en la cordillera de la región es el proyecto hidroeléctrico Alto Maipo, que ya ha realizado pruebas de inyección al sistema y programa el inicio de sus operaciones para marzo. Ambientalistas presentaron una demanda civil contra el contrato de Aguas Andinas que permite utilizar agua potable para la generación hidroeléctrica en el proyecto, y a la cual se sumó ahora el gobernador Claudio Orrego.

“Como Gobierno Regional Metropolitano lo que cuestionamos del convenio firmado es que se aleja del propósito de la concesión que tiene la empresa sanitaria y le quita capacidad de acción. Por ejemplo, ante eventos de turbiedad del agua que son cada vez más frecuentes producto del cambio climático y que podrían afectar el abastecimiento de agua en la RM. No nos parece adecuado arriesgar el agua – que es para el consumo humano de nuestra región – para intentar revivir un proyecto que ha estado en permanente cuestionamiento y que parece abiertamente inviable debido a la crisis hídrica por la que atraviesa la región”, declaran desde el Gobierno Regional.

“Nuestra proyección sobre los proyectos es que el Convenio entre Aguas Andinas y AES Gener podría afectar en el corto plazo el abastecimiento de agua en la RM, mientras que el proyecto Los Bronces Integrado podría hacerlo en el largo plazo, generando, además, un deterioro de la calidad del aire”, concluyen. proyectos

Ver artículo

Fuente: El Desconcierto, Miércoles 23 de Febrero de 2022

EL DESCONCIERTO – El abastecimiento de agua potable para la capital del país está en duda. Mientras autoridades regionales se preparan para un posible racionamiento en la Región Metropolitana, comunidades ponen la alerta ante dos proyectos que continúan avanzando, y que han sido cuestionados por su posible efecto en la disponibilidad de agua: Alto Maipo y Los Bronces Integrado.

El proyecto minero para expandir la faena de Los Bronces, se vio envuelto en polémica en enero cuando funcionarios del Servicio de Evaluación Ambiental (SEA) denunciaron una extensión “cuestionable” del proceso de evaluación del proyecto, justo cuando debía publicarse un documento que recomendaba su rechazo. Desde el Gobierno Metropolitano también manifestaron preocupación por considerar que el proyecto “afecta los glaciares de la alta cordillera, que son la fuente de agua para los próximos 50 años en la Región Metropolitana”.

El gobernador de la RM, Claudio Orrego, también manifestó sus dudas ante el proyecto hidroeléctrico Alto Maipo, que planifica su inicio de operaciones para marzo. El gobernador se sumó a una demanda civil presentada para que se anule el convenio firmado entre Alto Maipo y la sanitaria Aguas Andinas, y que permite el uso de agua potable para la generación hidroeléctrica.

El proyecto Los Bronces Integrado

Los Bronces Integrado es un gran proyecto en la cordillera entre Santiago y Valparaíso, que busca ampliar el cordón minero de Anglo American con una mina subterránea que cruza por debajo del santuario Yerba Loca, conectándose a la mina Los Bronces. Por su ubicación cercana a glaciares que son las fuentes de agua dulce para la región, organizaciones ambientales han levantado la alerta. Ya un estudio del 2010 demostraba la afectación del rajo actual de Los Bronces en los glaciares de la zona.

El proceso de evaluación del proyecto comenzó en el 2019 y acumula observaciones de distintos servicios del estado que solicitan a los titulares un mayor y mejor monitoreo de la posible afectación al recurso hídrico y a la calidad del aire, dada la delicada situación hídrica y de contaminación que vive la Región Metropolitana. Y mientras desde Anglo American consideran haber respondido todas las dudas, funcionarios del SEA encargados de la evaluación tenían redactado un informe que recomendaba rechazar el proyecto evaluando todos los antecedentes. Justo cuando debía publicarse el informe y dar por cerrada la evaluación, se abrió un nuevo proceso de participación ciudadana, despertando malestar entre funcionarios del servicio, que publicaron una carta abierta cuestionando la decisión.

Uno de los organismos que se pronunció sobre el proyecto fue la Gobernación Regional Metropolitana, que en su informe de noviembre del 2021 concluye que “el proyecto en evaluación se relaciona de manera perjudicial con el objetivo estratégico de promover el uso sustentable y estratégico de agua en la Región”. Consultados sobre su posición actual con respecto al proyecto, desde el Gobierno Regional consideran que afecta los glaciares de la alta cordillera, que son la fuente de agua para los próximos 50 años en la Región Metropolitana. También declaran coincidir con el informe de la Subsecretaría de Salud, que señala el aumento significativo de la contaminación del aire debido al proyecto, y los efectos negativos que esto tendría en la salud de la población.

Abierto este nuevo proceso de participación ciudadana en el proyecto, desde la comunidad organizada declararon estar de acuerdo con la molestia de los funcionarios del SEA. “Nosotros pedimos que se abriera un proceso de participación ciudadana en el 2020 para hacer observaciones y el director del SEA dijo que no procedía. Y ahora ya se está acabando el proceso de evaluación abren esta instancia de participación ciudadana en que la empresa ni siquiera puede presentar nuevos informes porque ya se acabaron los plazos. Entonces la motivación es muy rara. De todas formas estamos preparando las observaciones para presentar, mientras esperamos las respuestas al recurso de protección que interpusimos ante la justicia contra el proyecto”, explica Rossana Caldana, representante de la Corporación Camino a Farellones. proyectos

Demanda contra Alto Maipo

Otro de los proyectos de gran envergadura en la cordillera de la región es el proyecto hidroeléctrico Alto Maipo, que ya ha realizado pruebas de inyección al sistema y programa el inicio de sus operaciones para marzo. Ambientalistas presentaron una demanda civil contra el contrato de Aguas Andinas que permite utilizar agua potable para la generación hidroeléctrica en el proyecto, y a la cual se sumó ahora el gobernador Claudio Orrego.

“Como Gobierno Regional Metropolitano lo que cuestionamos del convenio firmado es que se aleja del propósito de la concesión que tiene la empresa sanitaria y le quita capacidad de acción. Por ejemplo, ante eventos de turbiedad del agua que son cada vez más frecuentes producto del cambio climático y que podrían afectar el abastecimiento de agua en la RM. No nos parece adecuado arriesgar el agua – que es para el consumo humano de nuestra región – para intentar revivir un proyecto que ha estado en permanente cuestionamiento y que parece abiertamente inviable debido a la crisis hídrica por la que atraviesa la región”, declaran desde el Gobierno Regional.

“Nuestra proyección sobre los proyectos es que el Convenio entre Aguas Andinas y AES Gener podría afectar en el corto plazo el abastecimiento de agua en la RM, mientras que el proyecto Los Bronces Integrado podría hacerlo en el largo plazo, generando, además, un deterioro de la calidad del aire”, concluyen. proyectos

Ver artículo

Fuente: El Desconcierto, Miércoles 23 de Febrero de 2022

TITULARES