Miércoles, Noviembre 30, 2022

Actividad de firmas de ingeniería volvió a crecer durante el segundo trimestre

DIARIO FINANCIERO – La desaceleración de la economía chilena es innegable, tanto así que desde este mes se esperan caídas de la actividad. Pero en la primera mitad del año se registraron sorpresas positivas: el índice de actividad de la industria de ingeniería (ICON) llegó a 1,21 puntos. Con esto, se mantiene la tendencia desde comienzos del año pasado, se refleja un crecimiento de 11,7% frente al mismo período de 2021, y de 2,7% al comparar con enero a marzo.

El informe elaborado por la Asociación de Empresas Consultoras de Ingeniería (AIC) detalla que el impulso llegó desde la ingeniería preinversional -estudios de gestión y organización, auditoría, planificación, entre otras-, que evolucionó “muy positivamente” en el segundo trimestre y alcanzó un histórico índice de 1,43 puntos. El área representó el 22% del total de horas de ingeniería, y registró un alza de 22,9% respecto a abril-junio del año pasado, y de 25,5% frente a los primeros tres meses de este año.

Iván Rayo, presidente de AIC, explica que el incremento de proyectos en etapas preinversionales se debe a que “muchas empresas están analizando alternativas de incrementar sus capacidades productivas u optimizar procesos, preparándose para una próxima etapa donde las condiciones económicas y políticas se encuentren con menos incertidumbre”.

Puntualiza que en la minería los proyectos preinversionales aumentaron “sustancialmente”, pero alerta que esto no se ha traducido en mayor cantidad de iniciativas de ingeniería de detalle, etapa en la que se inicia la materialización de las inversiones de los proyectos.

Luego de cuatro períodos consecutivos de caídas, en el segundo trimestre esta área creció un 11,4% respecto a enero-marzo, pero mantuvo su tendencia negativa con una baja de 16,5% frente a igual período del año pasado. Además, el área representó un 16% de la actividad total de la industria en el segundo trimestre, lo que refleja una pérdida de 10 puntos de participación desde 2018.

Rayo precisa que el crecimiento en ingeniería de detalles está focalizado en proyectos de energía. Y, añade que en este segundo semestre se observa que el gerenciamiento de proyectos “comienza a decrecer, lo que evidencia que muchos proyectos están concluyendo su etapa inversional y comienzan a operar”.

Específicamente, el área alcanzó un 62% de participación en las horas totales del trimestre, pero registró una baja del 5,3% frente al período anterior, aunque un “importante” crecimiento de un 18,5% en comparación con abril-junio de 2021.

Privados como motor

El análisis detalla que el mandante privado fue “el principal motor” del ICON durante el trimestre pasado, ya que aumentó su participación en un 12,8% frente al mismo período del año pasado, y en un 5,6% respecto a enero-marzo. Además, su participación en la actividad subió de un 65% a un 67% en períodos consecutivos.

Por otro lado, el mandante público -que había impulsado la actividad de la industria en el primer trimestre- disminuyó su participación en un 33% en este segundo trimestre, y cayó en 2,7% desde el trimestre inmediatamente anterior. Pero, el reporte acota que en su comparación anual el sector alcanza un crecimiento de 9,6 puntos porcentuales, y que aumentó su actividad en el área preinversional, subiendo sus horas dedicadas en un 10,4%.

“El cambio de gobierno y sus autoridades siempre genera lentitud en la toma de decisiones de inversión”, dice Rayo, y relata que desde AIC han observado menos llamados a licitación desde el mandante público, “a pesar de existir recursos y presupuestos para desarrollar estudios y proyectos”. Plantea que “es posible que la instalación de las nuevas autoridades y sus equipos de asesores esté tardando más de lo habitual”, pero destaca que, por el contrario, el mandante privado “tiene sus estudios al día”.

Al desglosar por sector económico, infraestructura de obras sanitarias lidera con un aumento de 58,8%, seguido del incremento de 42% de infraestructura urbana. Además, industria registra un salto de 24,9%, minería crece un 16,4% y energía un 8,2% en la comparación anual. Pero también infraestructura cayó 6,2 puntos frente al primer trimestre, “lo que genera un sentimiento de preocupación”, advierten, y recalcan que es el único sector que disminuye en sus indicadores respecto al año anterior.

Presidente de AIC, Iván Rayo.

Hacia adelante

El informe plantea que para el próximo trimestre se proyecta que el nivel actividad esté en un valor cercano a 1,16 puntos, un resultado basado tanto en su desarrollo histórico como en las previsiones de los actuales proyectos en ejecución de las empresas participantes del indicador.

“El panorama actual tanto nacional como internacional dificultan una mejor proyección del comportamiento del ICON como en series anteriores”, señala el reporte, que recuerda que la actual crisis económica trae consigo “altos niveles de incertidumbre”.

Además, se precisa que “la caída en la inversión en infraestructura afecta los niveles de la ingeniería de detalle, colocando en duda la ejecución de nuevos proyectos en su etapa de gerenciamiento”.

Ver artículo

Fuente: Diario Financiero, Lunes 26 de Septiembre de 2022

DIARIO FINANCIERO – La desaceleración de la economía chilena es innegable, tanto así que desde este mes se esperan caídas de la actividad. Pero en la primera mitad del año se registraron sorpresas positivas: el índice de actividad de la industria de ingeniería (ICON) llegó a 1,21 puntos. Con esto, se mantiene la tendencia desde comienzos del año pasado, se refleja un crecimiento de 11,7% frente al mismo período de 2021, y de 2,7% al comparar con enero a marzo.

El informe elaborado por la Asociación de Empresas Consultoras de Ingeniería (AIC) detalla que el impulso llegó desde la ingeniería preinversional -estudios de gestión y organización, auditoría, planificación, entre otras-, que evolucionó “muy positivamente” en el segundo trimestre y alcanzó un histórico índice de 1,43 puntos. El área representó el 22% del total de horas de ingeniería, y registró un alza de 22,9% respecto a abril-junio del año pasado, y de 25,5% frente a los primeros tres meses de este año.

Iván Rayo, presidente de AIC, explica que el incremento de proyectos en etapas preinversionales se debe a que “muchas empresas están analizando alternativas de incrementar sus capacidades productivas u optimizar procesos, preparándose para una próxima etapa donde las condiciones económicas y políticas se encuentren con menos incertidumbre”.

Puntualiza que en la minería los proyectos preinversionales aumentaron “sustancialmente”, pero alerta que esto no se ha traducido en mayor cantidad de iniciativas de ingeniería de detalle, etapa en la que se inicia la materialización de las inversiones de los proyectos.

Luego de cuatro períodos consecutivos de caídas, en el segundo trimestre esta área creció un 11,4% respecto a enero-marzo, pero mantuvo su tendencia negativa con una baja de 16,5% frente a igual período del año pasado. Además, el área representó un 16% de la actividad total de la industria en el segundo trimestre, lo que refleja una pérdida de 10 puntos de participación desde 2018.

Rayo precisa que el crecimiento en ingeniería de detalles está focalizado en proyectos de energía. Y, añade que en este segundo semestre se observa que el gerenciamiento de proyectos “comienza a decrecer, lo que evidencia que muchos proyectos están concluyendo su etapa inversional y comienzan a operar”.

Específicamente, el área alcanzó un 62% de participación en las horas totales del trimestre, pero registró una baja del 5,3% frente al período anterior, aunque un “importante” crecimiento de un 18,5% en comparación con abril-junio de 2021.

Privados como motor

El análisis detalla que el mandante privado fue “el principal motor” del ICON durante el trimestre pasado, ya que aumentó su participación en un 12,8% frente al mismo período del año pasado, y en un 5,6% respecto a enero-marzo. Además, su participación en la actividad subió de un 65% a un 67% en períodos consecutivos.

Por otro lado, el mandante público -que había impulsado la actividad de la industria en el primer trimestre- disminuyó su participación en un 33% en este segundo trimestre, y cayó en 2,7% desde el trimestre inmediatamente anterior. Pero, el reporte acota que en su comparación anual el sector alcanza un crecimiento de 9,6 puntos porcentuales, y que aumentó su actividad en el área preinversional, subiendo sus horas dedicadas en un 10,4%.

“El cambio de gobierno y sus autoridades siempre genera lentitud en la toma de decisiones de inversión”, dice Rayo, y relata que desde AIC han observado menos llamados a licitación desde el mandante público, “a pesar de existir recursos y presupuestos para desarrollar estudios y proyectos”. Plantea que “es posible que la instalación de las nuevas autoridades y sus equipos de asesores esté tardando más de lo habitual”, pero destaca que, por el contrario, el mandante privado “tiene sus estudios al día”.

Al desglosar por sector económico, infraestructura de obras sanitarias lidera con un aumento de 58,8%, seguido del incremento de 42% de infraestructura urbana. Además, industria registra un salto de 24,9%, minería crece un 16,4% y energía un 8,2% en la comparación anual. Pero también infraestructura cayó 6,2 puntos frente al primer trimestre, “lo que genera un sentimiento de preocupación”, advierten, y recalcan que es el único sector que disminuye en sus indicadores respecto al año anterior.

Presidente de AIC, Iván Rayo.

Hacia adelante

El informe plantea que para el próximo trimestre se proyecta que el nivel actividad esté en un valor cercano a 1,16 puntos, un resultado basado tanto en su desarrollo histórico como en las previsiones de los actuales proyectos en ejecución de las empresas participantes del indicador.

“El panorama actual tanto nacional como internacional dificultan una mejor proyección del comportamiento del ICON como en series anteriores”, señala el reporte, que recuerda que la actual crisis económica trae consigo “altos niveles de incertidumbre”.

Además, se precisa que “la caída en la inversión en infraestructura afecta los niveles de la ingeniería de detalle, colocando en duda la ejecución de nuevos proyectos en su etapa de gerenciamiento”.

Ver artículo

Fuente: Diario Financiero, Lunes 26 de Septiembre de 2022

TITULARES